Noche de motel

viernes, 3 de abril de 2015

Foto: Vincent Peters
Si los moteles hablaran… Pero, los moteles no hablan, porque la discreción es su razón de ser. En los moteles no hay recepcionistas, botones ni ascensores. Hay coches, aparcamientos y habitaciones (acceso directo). Antes había motos (de hecho, "motel" es acrónimo de "motorist hotel"). Antes los moteles eran de road movie, ahora son de comedia romántica. Antes los moteles eran de película americana, ahora son de guión propio. Antes los moteles eran de carretera nacional, ahora son de periferia urbana. Antes y ahora, el motel y el amor furtivo. ¿Quién no recuerda aquella noche en aquel motel?... ¿O fue un sueño?

0 comentarios: