El gran farsante

sábado, 28 de diciembre de 2013

Foto: Gonzalo Puertas
El presidente del Gobierno reúne a la prensa una vez al año, una y sólo una, para hacer balance. Sin límite de tiempo, sin censura de preguntas, para dar imagen de político correcto, responde con frases tan herméticas y crípticas como huecas y vacuas, dando por hecho que van dirigidas a ingenuos e imbéciles. Frases como: "Los pensionistas no han visto mermado su poder adquisitivo"; "Espero que cuando acabe 2013 el número de parados inscritos en las oficinas de empleo sea inferior al de 2012"; "A finales de diciembre de este año habrá pocos menos afiliados a la Seguridad Social que hace un año"; "El 2012 fue el año de los ajustes, el 2013 el de las reformas y el 2014 será el año de la recuperación"; "No vamos a desfallecer ahora que empezamos a recoger los frutos de tanto esfuerzo"; "Hicimos lo que debíamos para evitar el hundimiento"; "Si Europa tiene que ser grande, que empieza a ser pequeña, imaginen cómo tiene que ser España"; "La Ley del aborto es una ley equilibrada"; "El Gobierno ha tomado la decisión que quería"; "Aunque me llamen farsante, soy un gran farsante porque expuse lo que está pasando en el Gobierno y el sistema"… Hay un error de transcripción. Una de las frases no es de Rajoy, es de Jantjie, el falso intérprete de lengua de signos del funeral de Mandela. Ejercicio para ingenuos e imbéciles: descubrir la frase en cuestión y descubrir cuál es el farsante y cuál es el gran farsante.

1 comentarios:

SILVERIO dijo...

Un post adecuado para el 28 de Diciembre, día de los Inocentes.