El Día del Sexo

jueves, 5 de diciembre de 2013


El titular sorprende: "Uruguay instaura el Día del Sexo". Al margen del debate sobre la conveniencia o no de los días oficiales, sorprende que el país, un país, cualquier país, declare el día oficial del sexo; en este caso el segundo viernes de octubre, primavera en el Hemisferio Sur, otoño en el Hemisferio Norte, calor en el Hemisferio Sur, frío en el Hemisferio Norte. No es cuestión de política liberal, es cuestión de economía liberal. En la forma: una bella modelo, un eslogan provocador y un marketing sofisticado decorando las vallas de Montevideo. En el fondo: una boutique erótica, una sex shop y un club privado haciendo negocios. En la forma, para algunas, publicidad sexista. En el fondo, para algunos, capitalismo clásico. Los periódicos, los lectores, los canales de televisión, los telespectadores, los conductores, los peatones, entre otros, están encantados con la promoción. El club Divas, la boutique Prime, la tienda Happy Happy están más que happy happy con los beneficios de la misma. Las feministas radicales están radicalizadas, como corresponde, escandalizadas por el uso de la mujer como objeto decorativo. La escultural modelo Fiorella Delgado ha sido nombrada Embajadora del Día del Sexo. Se desconoce si Fiorella es o no una mujer satisfecha sexualmente, pero en el plano profesional manifiesta: "Es un gusto para mí ser la imagen del Día del Sexo en Uruguay".  Los empresarios promotores son más concretos en cuanto a la idea: "Buscamos que ese día se hable de sexo en todos los ámbitos, reconociendo su importancia en la sociedad, desmitificando conceptos, prejuicios y tabúes". Los empresarios son más explícitos aún en cuanto a la ideología: "Hablar de sexo nos hará más libres" (¡La libertad, siempre la libertad!). Los empresarios son más pragmáticos en cuanto a la mercadotecnia: regalan lencería fina, regalan condones, regalan latas de cerveza en las despedidas de soltero, etcétera. La ideología es romántica, apasionada, novelesca, extraordinaria. El mercado es prosaico, vulgar, chabacano, ordinario. Decía Milan Kundera que "la excitación es el fundamento del erotismo". Se ve que a menudo el capitalismo precisa del erotismo para excitar el mercado.

2 comentarios:

CALATRAVA dijo...

PUES MEJOR EL DÍA DEL SEXO QUE EL DÍA DE LA CONSTITUCIÓN, QUE ME BAJA LA LIBIDO.

Rebe dijo...

Me aburren los Días de lo que sea.