Amamantados y amamarrachados

sábado, 1 de junio de 2013

Foto: Jan Saudek
Foto: Kai Eckhardt
Los mamíferos humanos son cada vez menos amamantados y están cada vez más amamarrachados. Shakira, la cantante, pareja aún en pecado de Piqué, el futbolista, habla como madre amantísima y como defensora de la lactancia materna: "Dar de mamar a mi hijo me encanta, no puedo parar; creo que le voy a dar de mamar hasta que se vaya a la universidad". ¿Por qué no después? Cuestión de tiempos. Los antropólogos han comprobado que la lactancia materna sólo a bebés es propia de la cultura de países desarrollados, mientras que la lactancia materna prolongada hasta los seis-siete años es propia de la cultura de países subdesarrollados. ¿Tendrá que ver con la cultura o con la necesidad? La UNICEF (Fondo de Naciones Unidas para la Infancia), la OMS (Organización Mundial de la Salud) y la Asociación Española de Pediatría recomiendan la lactancia materna exclusiva durante el primer semestre de vida del bebé y la lactancia materna combinada con otros alimentos durante dos años por lo menos. Vincular la lactancia materna a las etapas educativas y prolongarla durante la enseñanza infantil, primaria, secundaria y superior no es opción exclusiva de la madre y no está recogida en la legislación; hay un momento en que el amamantado, cuando pasa de sujeto pasivo a sujeto activo, tendrá algo que opinar, salvo en los casos de carencia de personalidad propia, patología que puede venir provocada por un exceso de lactancia materna, que convierte al amamantado en un amamarrachado funcional. A principios del siglo XX los mamíferos humanos no dejaron de ser mamíferos pero pasaron a ser parásitos mamarios, cuando comenzaron a mamar leche de otra u otras especies. Bastaron unas décadas para comprobar que el negocio de los sucedáneos de la leche materna aportaba beneficios a los productores y perjuicios a los consumidores. Los mamíferos humanos se habían inventado un problema de malnutrición y salud pública. Las organizaciones internacionales reaccionaron: UNICEF, OMS, OIT, GAP (Grupo Asesor en Proteínas de la FAO), WABA (World Alliance of Breastfeeding Action), IHAN (Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento), convenciones, asambleas, conferencias, cumbres, códigos de comercialización, derechos de la infancia, legislaciones laborales sobre lactancia, etcétera. Al margen de recomendaciones comunitarias o estrategias gubernamentales incumplidas, no sobra el gesto simbólico-maternal de la famosa Shakira; si su hijo, Milan, va o no va a la universidad y si quiere o no ser amamantado una vez allí, el tiempo lo dirá. El mismo tiempo que ha borrado de la memoria colectiva la imagen de las madres con nodriza, las amas de cría y la lactancia mercenaria.

9 comentarios:

Rebe dijo...

Amamantados y amedrentados.

CALATRAVA dijo...

LAS TETAS NO SOLO SIRVEN PARA LA LACTANCIA, AFORTUNADAMENTE. A TODAS LAS EDADES SON IMPRESCINDIBLES.

estrella dijo...

Amamantados, todos. Mamones, unos cuantos. Mamarrachos, demasiados. Mamadas, algunas veces.
Los beneficios de la lactancia materna son incuestionables, la tontería alrededor de la lactancia, una ridiculez.
El destete es una fase necesaria en la evolución afectiva y psicológica de los mamoncetes.
Amamantados, destetados y mamados en su justa medida.
bss
P.D. Pasado el momento del amamtamiento y el destete, no nos quedan muchas opciones.

Felipe dijo...

A mamar al mamarracho se ha acostumbrado la amamarrachada de la encargada, siendo ella la de las ubres grandes y él el del miembro minúsculo.

¡El mundo al revés!

BEA dijo...

Felipe, Mamón, sabrás lo que es mamar el día que te decidas a saborear las mieles que te ofrecemos, vas a descubrir las bondades de dos y los excesos de una.

TUS TRES BB + B
(BELÉN, BEA + BERTA)

Felipe dijo...

Probado en la encargada: el amamantamiento diario no es bueno para el cutis.

BERTA dijo...

Felipe, Mamón de la Mala Leche, no es bueno vivir tan obsesionado con las tetas de la encargada, que probablemente te recuerden a las que te dieron de mamar cuando eras niño. Deberías probar otras.

Tus tres BBB
(BEA, BELÉN & BERTA)

Funcio dijo...

E que dicer dos funcionarios (non /as) que collían a hora de lactancia na época escuro-bipartita.

¡PANDA MAMÓNS!

Nario dijo...

Nario, mi madre nunca nos daba biberón.