Cuando el magnate es mangante

martes, 31 de diciembre de 2013

Foto: Greg Kadel
Cuando el magnate es mangante, la cosa cambia. La diferencia no es cuestión de etimología, ni de ortografía, ni de dislexia, ni de simple adición de consonante. Cuando el magnate era magnate, era magnético (además de poder, tenía imán). Cuando el magnate era magnate, magnate venía de magno, de gran persona. Cuando el magnate era magnate, era hombre (casi nunca mujer) eminente, influyente, prominente, sobresaliente en una actividad productiva. Cuando el magnate era magnate, destinaba parte de la fortuna amasada a la filantropía, al mecenazgo, a la protección. Cuando el magnate es mangante, destina parte de la fortuna amasada a la ostentación, al despilfarro, a la corrupción. Y es que mangante tiene que ver con maleante, mangui, manguta, mangancia y mangoneo. Cuando el magnate es mangante, el mangoneo, es decir, el enchufismo, la estafa, la prevaricación, transforma la democracia en una plutocracia, que no es precisamente el control del gobierno por personajes tan nobles como el Pluto de Walt Disney, sino el control del poder por quienes tienen el dinero, como el Pluto de Dante, ese demonio perruno que vivía en el cuarto infierno de la menos divina de las comedias. Como decía el escéptico Bernard Shaw: "La plutocracia, después de destruir el poder real por la fuerza bruta con disfraz de democracia, reduce a la nada esa democracia. El dinero es el que habla, el que imprime, el que radia, el que reina (…) Los reyes, también los jefes socialistas, tienen que acatar sus normas y paradójicamente suministrar fondos para las empresas de aquellos". Es que cuando el magnate es mangante, la cosa cambia.

La caída de ojos

domingo, 29 de diciembre de 2013

Foto: Adolfo Gosálvez
La caída de ojos se tiene o no se tiene. La caída de ojos no se aprende. La caída de ojos no se define bien. La caída de ojos viene siendo algo así como la capacidad de bajar la mirada entornando los párpados de una manera seductora. La política es seducción. Un líder tiene que tener una seductora caída de ojos. Un sinergólogo es un profesional que estudia el lenguaje corporal, la gestualidad. Un sinergólogo, Javier Torregrosa, entrevistado sobre los gestos delatadores de los políticos, pone a Rajoy como ejemplo negativo: "Los gestos de Mariano Rajoy son extraños, por el movimiento de los ojos, y no son nada agradables; cuando se ve el blanco de los ojos por arriba o por abajo no es agradable, y a él le ocurre". Rajoy miente con la mirada tanto como con la boca. Rajoy no tiene caída de ojos, tiene los ojos caídos. Ante una pregunta aduladora, Rajoy abre más los ojos. Ante una pregunta molesta, Rajoy parpadea en ambos ojos cual alas de crisálida recién convertida en mariposa. Ante una pregunta aduladora, sus ojos se van al lado izquierdo y responde seguro siguiendo al pie de la letra las notas de sus asesores. Ante una pregunta molesta, sus ojos se van al lado derecho y miente inseguro inventando la respuesta para salir del paso. La mirada es el espejo del alma. Rajoy es incapaz de saludar con la mirada; le falta simpatía. Rajoy es incapaz de convencer con la mirada; le falta sinceridad. Rajoy es incapaz de intimidar con la mirada; le falta determinación. Rajoy es incapaz de aguantar la mirada; le falta vergüenza. Como decía William Cowper: "Seguir estúpidos precedentes y parpadear con los dos ojos es más fácil que pensar". Ese poeta también anduvo siempre muy preocupado por la condena eterna.




El gran farsante

sábado, 28 de diciembre de 2013

Foto: Gonzalo Puertas
El presidente del Gobierno reúne a la prensa una vez al año, una y sólo una, para hacer balance. Sin límite de tiempo, sin censura de preguntas, para dar imagen de político correcto, responde con frases tan herméticas y crípticas como huecas y vacuas, dando por hecho que van dirigidas a ingenuos e imbéciles. Frases como: "Los pensionistas no han visto mermado su poder adquisitivo"; "Espero que cuando acabe 2013 el número de parados inscritos en las oficinas de empleo sea inferior al de 2012"; "A finales de diciembre de este año habrá pocos menos afiliados a la Seguridad Social que hace un año"; "El 2012 fue el año de los ajustes, el 2013 el de las reformas y el 2014 será el año de la recuperación"; "No vamos a desfallecer ahora que empezamos a recoger los frutos de tanto esfuerzo"; "Hicimos lo que debíamos para evitar el hundimiento"; "Si Europa tiene que ser grande, que empieza a ser pequeña, imaginen cómo tiene que ser España"; "La Ley del aborto es una ley equilibrada"; "El Gobierno ha tomado la decisión que quería"; "Aunque me llamen farsante, soy un gran farsante porque expuse lo que está pasando en el Gobierno y el sistema"… Hay un error de transcripción. Una de las frases no es de Rajoy, es de Jantjie, el falso intérprete de lengua de signos del funeral de Mandela. Ejercicio para ingenuos e imbéciles: descubrir la frase en cuestión y descubrir cuál es el farsante y cuál es el gran farsante.

El jersey con reno

miércoles, 25 de diciembre de 2013


Lo must en USA durante estas entrañables fiestas navideñas es vintage: el clásico, setentero y ochentero, jersey con reno. El jersey con reno era entonces regalo de una bienintencionada abuela o una desorientada tía lejana. El jersey con reno es ahora prenda de culto de rastro cosmopolita o mercadillo de ropa usada, a razón de 30 dólares por pieza en el mercado urbano. Prenda hortera y rural por excelencia, a menudo se agota en los puestos ambulantes de las metrópolis y es preciso pedirla por Internet. Papá Noel, el hortera conductor nómada de renos, está contento con la nueva promoción de su medio de transporte y con las ventas de jerséis con renos. La moda hace furor. Se trata de conseguir y lucir el jersey con reno más hortera, kitsch, chabacano, ordinario, vulgar y desfasado. Se trata de competir y ganar algún concurso de jersey con reno más feo de entre los muchos que se organizan en grandes superficies comerciales, maratones populares, sucursales bancarias, agencias aseguradoras, mercados de abastos, pisos de estudiantes, gimnasios de culturistas, salas de bailes o casas de citas. Ya no se trata de parejas de abuelos con jerséis con renos, en cabañas de la América profunda, sentados ante la chimenea, leyendo Un cuento de Navidad de Charles Dickens, antes de irse a la cama y no soñar. Ya no se trata de parejas de hippies con jerséis con renos, en cabañas de la California profunda, sentados ante la chimenea, escuchando vinilos de The Who o The Animals, antes de hacer el amor y no la guerra. Ya no se trata de abuelos con jerséis con renos cantando villancicos de tradición popular, ni de hippies con jerséis con renos fumando marihuana de producción casera. Se trata de recuperar la venta del jersey con reno, se trata de recuperar el consumo, pero también se trata de recuperar la identidad. El capitalismo a veces tiene cosas que emocionan.

Hasta las bolas

martes, 24 de diciembre de 2013


Hay quien cree que las fiestas navideñas son las fiestas del consumismo. Hay quien cree que las fiestas del consumismo deben estar abiertas a la creatividad en época de crisis. Hay quien cree en el capitalismo. Hay quien cree en el cristianismo. Hay quien cree que el cristianismo y el capitalismo son lo mismo. Hay quien cree que el cristianismo está hasta las bolas de las bolas navideñas. En Milán, ciudad moderna europea, paradigma del capitalismo productivo (automóvil) y del capitalismo consumista (moda), las autoridades han obligado a la dueña de una sex shop a retirar de la calle su campaña navideña, cuya publicidad consistía en un árbol del cual colgaban anillos vaginales que sustituían a las bolas y a cuyos pies se depositaban juguetes eróticos que sustituían a los juguetes. Es discutible que los anillos vaginales resulten más decorativos que las tradicionales bolas. Es discutible que un árbol del placer femenino resulte más decoroso que un árbol machista con falos y bolas. Es discutible que las autoridades públicas hayan cobrado a la propietaria más de 4.000 euros por ocupación de espacio público durante toda la campaña navideña y no le hayan dejado ocuparlo ni tres semanas. Es discutible que coartando la creatividad se promocione el trabajo autónomo. Es indiscutible que el resultado de la campaña en cuanto a promoción ha sido muy superior al previsto por la empresaria, debido a la imprudencia de autoridades timoratas, pazguatas y mojigatas. Los caminos del Señor son inescrutables (frase de autor anónimo, muy repetida por los curas, cuyo significado es discutible pero que viene al caso y al momento).

Emergentes y turgentes

domingo, 22 de diciembre de 2013

Foto: André Brito
Brasil tiene fama de país emergente. Las tetas de las brasileñas tienen fama de turgentes. Pero, la fama no siempre salta a la vista. El país es emergente porque emerge de los países en vías de desarrollo hacia los países desarrollados. Las tetas son turgentes porque son resultado de herencia genética o porque son aumentadas, exagerada y artificialmente, transformándose en bultos tersos, tonificados, redondos, redondeados, esféricos, esferoidales, globulosos, globulares. A pesar de contar por naturaleza con un buen par de tetas o de haberlas modelado, para elevar la estima propia, para elevar la envidia de las demás o para elevar la libido de los demás, las brasileñas no pueden mostrarlas libremente en su total esfericidad, magnitud y turgencia. Las tópicas y típicas imágenes de los carnavales o las playas cariocas, con ridículos triángulos minimalistas tapando parcialmente pezones de esculturales propietarias, muestran a ciudadanas brasileñas cumpliendo la ley, concretamente cumpliendo un código penal de 1940, en el cual se vela por la moral y las buenas costumbres. Hacer topless, mostrar las tetas, en una playa carioca está prohibido porque es concupiscente, descarado, deshonesto, desvergonzado, escabroso, exhibicionista, impúdico, impuro, insolente, lascivo, licencioso, lujurioso, obsceno, pecaminoso, pornográfico y procaz. En definitiva, mostrar las tetas en la playa está prohibido porque no es divertido sino libertino, porque no es lúdico sino lúbrico. En España comienza el invierno y siguen permitiendo el topless. En Brasil comienza el verano y siguen prohíbiendo el topless. Algunas brasileñas atrevidas lanzan por las redes una convocatoria masiva para hacer topless en la playa de Ipanema el primer día del verano. Responden pocas garotas. Responde la presidenta de la Comisión de Defensa de la Mujer de la Asamblea Legislativa de Río de Janeiro: "para eso existen las playas nudistas". Ese es el error, en España no hay playas nudistas, hay playas. Para ser país emergente no sólo hace falta una economía emergente, hace falta una mentalidad emergente. Cuando se mezclan la emergencia y la turgencia, malo.

Adiós, Rubia

viernes, 20 de diciembre de 2013

Foto: Patrick Demarchelier
Adiós, Rubia, sin más, es machismo; Bye, bye, Blondie, sin más, es feminismo. Es feminismo carnal y descarnado; es feminismo radical y descarado. Feminismo que llega a las librerías españolas con retraso de diez años, sólo diez años, como siempre o como casi siempre, desde la vecina (en cuanto a frontera) y lejana (en cuanto a mentalidad) Francia, como siempre o como casi siempre. Los antecedentes, en papel y en película (Fóllame, Perras sabias, Lo bueno de verdad, Teoría King Kong), son avales de atrevimiento y modernidad. La autora, Virgine Despentes, ex puta e icono del destroy punk, es mujer de pocos rodeos y zarandajas. Los temas, pornografía, prostitución, homosexualidad, violencia o sexo, son tabúes y párrafos ocultos en algunas bibliotecas. En Bye, bye, Blondie Virgine plantea relaciones lésbicas que escandalizan a las feministas y hasta a las lesbianas. Como escandalizan sus explicaciones sobre el argumento: "Dos mujeres juntas son sujeto de fantasía sexual para los hombres, que siguen considerándolas como su campo de juego; es un clásico del porno mainstream. En Bye, bye, Blondie el problema sería que no follaran; los hombres heterosexuales no tendrían nada con que alimentar su polla y no lo tomarían bien. Creo que dos hombres juntos son un ataque más frontal a los heterosexuales retrógrados (…). El tema de la homosexualidad, como el tema del feminismo, es central ahora. La extrema izquierda francesa tiene una tendencia histórica a considerar estos temas como secundarios y es un error. Ser homosexual sigue siendo algo totalmente revolucionario, un asunto capital e inaceptable para los reaccionarios". No obstante, en su utopía punk underground Virgine se imagina un lugar de libertad lésbica, donde las mujeres "ni siquiera enseñan una teta". Ni siquiera una teta.

El presidente estúpido y el rey desnudo

sábado, 14 de diciembre de 2013

Foto: Frieke Janssens
El presidente estúpido y el rey desnudo: argumentos de Sindicato de Periodistas y cuentos de Andersen. El presidente no quiere que le pregunten. El presidente no quiere responder. El presidente está triste. ¿Qué tendrá el presidente? ¿Es acaso el presidente estúpido e incapaz para su cargo? ¿Es acaso delito llamar estúpido e incapaz al presidente? Es lo que dice el cuento, es una metáfora. Los periodistas están mal acostumbrados, los ciudadanos también, los súbditos otrosí. Los periodistas estaban acostumbrados a que el presidente en sus escasas ruedas de prensa sólo contestase a cuatro preguntas, que ellos mismos acordaban. El presidente lo hacía así para incentivar el consenso entre profesionales del gremio y para agilizar su ingenio, obligándoles a un proceso de análisis y síntesis de las cuestiones, que se traducía en la selección de las preguntas más interesantes para los españoles. Sin embargo, a partir de ahora, el presidente va a escoger directamente a los periodistas que quiere que le pregunten. El presidente lo hace porque no quiere perder tiempo y porque ahora, tras dos años en el cargo, ya sabe cuáles son los periodistas que hacen las preguntas que interesan a los españoles. La Federación de Sindicatos de Periodistas ha mostrado su malestar en un comunicado, señalando que "el tradicional recelo del presidente del Gobierno hacia los periodistas, que le ha llevado en ocasiones a estar más de un mes sin comparecer ante ellos, ha dado un grave paso adelante, pues la secretaria de Estado de Comunicación les ha informado de que a partir de ahora el Gobierno decidirá a qué periodistas de los que se han apuntado previamente da la palabra en las ruedas de prensa de la Moncloa". Se trata del mismo presidente al que se le llena la boca cuando habla de ley de transparencia. Se trata del control de los medios de información, es decir, del control de la información. No se trata de un cuento. En el cuento de El rey desnudo Andersen cuenta que: "Hace muchos años había un rey que era comedido en todo excepto en una cosa, en que se preocupaba mucho por su vestuario. Un día escuchó a dos charlatanes, Guido y Luigi Marabuto, decir que podían fabricar la prenda más suave y delicada que se pudiera imaginar. Esta prenda tenía la especial característica de ser invisible para cualquier estúpido o incapaz para su cargo. Obviamente, no había prenda alguna, sino que los pícaros simulaban que trabajaban en la ropa, pero se quedaban con las ricas telas y accesorios que solicitaban para su confección. Dudando de si él mismo sería capaz de ver la prenda o no, el rey envió primero a dos de sus hombres de confianza a verla. Evidentemente, ninguno de los dos admitieron que eran incapaces de verla y comenzaron a alabarla. Todos los ciudadanos habían oído hablar de la fabulosa prenda, estaban deseando verla y estaban deseando comprobar cuán estúpidos eran sus vecinos incapaces de verla. Los falsos sastres hicieron como que ayudaban al rey a ponerse la preciada prenda y el rey salió con ella en un desfile, sin admitir que era inepto o estúpido por no poder verla. Todos los ciudadanos alabaron disimuladamente la prenda, temerosos de que sus vecinos se diesen cuenta de que no podían verla. De pronto, un niño preguntó reiteradamente a gritos: "¿Pero no veis que el rey va desnudo?" La gente comenzó a cuchichear la pregunta hasta que toda la multitud gritó a coro: "¡El rey va desnudo!", "¡El rey va desnudo!". El rey escuchó, bajó la cabeza, comprendió, levantó la cabeza, terminó el desfile". Fin de la cita. Primera moraleja: No todo lo que todos dicen que es verdad es verdad. Segunda moraleja: El problema no es la desnudez, sino la estupidez. Tercera moraleja: Las preguntas suelen ser menos estúpidas que las respuestas. Metáforas personales: el rey es el presidente estúpido e incapaz para su cargo, los falsos sastres son sus secretarios y asesores, los ciudadanos son consumidores de productos falsificados, el niño es la prensa libre… ¡Controlen a ese niño!


¡Ni siquiera olé!

jueves, 12 de diciembre de 2013

Foto: Antonio Banderas
¡Ni siquiera olé! Ni siquiera olé es término genuinamente español. El entusiástico olé de la fiesta nacional por antonomasia, conformadora de la cultura, la lengua, la identidad nacional, no es español. Pan y toros, para esto. Dios, Patria y Rey, para esto. Santiago y cierra España, para esto. No es cuestión de anacrónico nacionalismo centrípeto. No es cuestión de oportunista nacionalismo centrífugo. No es cuestión de utópico federalismo más o menos asimétrico. No es cuestión de centro y periferia. No es cuestión de independencia o de identidad. ¡Es qué olé viene del árabe! ¡Es qué olé deriva de Alá! ¡Es qué olé no viene del baile flamenco, sino de la danza del vientre! Sabiendo esto, ¿volverá a gritar eufórico en la plaza el aficionado medio, católico y de derechas, ¡olé! ante una verónica magistral de su diestro preferido?, ¿volverá a gritar en el bar de la esquina el aficionado medio, católico y de derechas, ¡olé! ante el gol que le otorga otro Mundial de Fútbol a su Selección Nacional, aunque lo marque otro jugador del irredento Barcelona? No es cuestión de espectáculo o deporte. Es cuestión de fundamento y fundamentalismo: ¿gritará entusiasmado ese español medio el nombre del profeta de la competencia?  ¡Ni siquiera olé! Sabiendo esto… mejor que no se sepa. A ver si va a tener razón Cánovas en lo de que "son españoles los que no pueden ser otra cosa".

Disney Channel lésbico

lunes, 9 de diciembre de 2013

Foto: Perry Gallagher

En la próxima temporada de Good Luck Charlie (Buena suerte, Charlie), de Disney Channel, Charlie hace un nuevo amigo, hijo de dos lesbianas. Explicaciones del canal: "Disney Channel comprende el carácter innovador de incluir una pareja de lesbianas en una de sus comedias, aunque sea como argumento secundario. Esta historia en particular se planteó bajo la supervisión de expertos en desarrollo infantil y asesores de comunidad; al igual que toda la programación de Disney Channel, fue incluida por ser relevante para los niños y familias de todo el mundo, por reflejar temas de diversidad e inclusión". Reacciones de One Million Moms (Un millón de madres): "Disney debería dedicarse a entretener en vez de empujar una agenda… Disney tiene la opción de producir un programa con algunos personajes de ficción, pero la historia debe ser reescrita… Las familias conservadoras deben instar a Disney a que evite temas confusos para los niños, difíciles de comprender… Por desgracia, los niños están expuestos al matrimonio entre personas del mismo sexo, en un canal programado para niños…. Sólo porque algo sea legal, o porque algunos estén optando por un estilo de vida, no lo hace moralmente correcto… Los padres deben solicitar a Disney Channel que censure las escenas lésbicas o elimine el capítulo completo". One Million Moms pertenece a la American Family Association (Asociación de la Familia Americana), fundada por un reverendo en Tupelo (Mississippi, USA), como "una organización cristiana que promueve la ética bíblica de decencia en la sociedad estadounidense, con especial énfasis en la televisión y otros medios de comunicación". Sus medios: emisoras de radio, dinero y lobby político. Sus estrategias: boicots, saturación por emails y amenazas (action alerts). En su lucha contra el sexo visual, la pornografía y los derechos de los gays y lesbianas, la American Family Association ha batallado, no sólo contra la Walt Disney Company, sino contra la Warner, Paramount Pictures, Universal Studios, MTV, Dreamworks, Movie Gallery, Blockbuster Video, Microsoft, American Airlines, American Girl, Calvin Klein, Abercrombie, Pepsi, Burger King… ¡A ver si la American Family Association va a ser un arma de destrucción masiva de la empresa capitalista americana! En otros países la lucha por la decencia es más fácil: basta con una Conferencia Episcopal bien dirigida.

El voto en blanco

sábado, 7 de diciembre de 2013

Foto: Stefan Beutler
Sobre el voto en blanco circulan conceptos equivocados, afirmaciones no contrastadas, desencantos somatizados e interpretaciones interesadas: el voto en blanco es una muestra de abstención activa; el voto en blanco es una expresión de disconformidad del votante con todos los partidos que se presentan a unas elecciones; el voto en blanco es una manera de manifestar indiferencia por todos los partidos; el voto en blanco es un cheque en blanco para el partido mayoritario; el voto en blanco es un voto para el partido ganador; el voto en blanco es un voto igual que el voto nulo; el voto en blanco es un voto sustractivo; el voto en blanco es un voto a los escaños vacíos; el voto en blanco es un voto inútil; el voto en blanco es un voto útil… No es cuestión de opinión, es cuestión de legislación. Según la Ley Orgánica 5/1985 del Régimen Electoral General, el voto en blanco es un voto válido, útil para calcular el porcentaje a partir del cual los partidos obtienen representación en las cámaras e inútil para calcular el reparto de escaños en las cámaras. Por tanto, el voto en blanco no es un voto de apoyo al partido mayoritario, sino un voto de castigo a los partidos minoritarios, que, cuando hay muchos votos en blanco, tienen más difícil su acceso a las cámaras, porque les cuesta más alcanzar el porcentaje mínimo. Esto es lo que hay. De haber reforma electoral, podrían variar los porcentajes mínimos, podrían aparecer los escaños vacíos representativos, podrían sustituirse los cocientes de D'Hondt, etcétera, etcétera. A ver si va a tener razón Churchill en aquello de que "tras un recuento electoral, sólo importa quién es el ganador; todos los demás son perdedores", incluidos, por supuesto, los del voto en blanco.

El Día del Sexo

jueves, 5 de diciembre de 2013


El titular sorprende: "Uruguay instaura el Día del Sexo". Al margen del debate sobre la conveniencia o no de los días oficiales, sorprende que el país, un país, cualquier país, declare el día oficial del sexo; en este caso el segundo viernes de octubre, primavera en el Hemisferio Sur, otoño en el Hemisferio Norte, calor en el Hemisferio Sur, frío en el Hemisferio Norte. No es cuestión de política liberal, es cuestión de economía liberal. En la forma: una bella modelo, un eslogan provocador y un marketing sofisticado decorando las vallas de Montevideo. En el fondo: una boutique erótica, una sex shop y un club privado haciendo negocios. En la forma, para algunas, publicidad sexista. En el fondo, para algunos, capitalismo clásico. Los periódicos, los lectores, los canales de televisión, los telespectadores, los conductores, los peatones, entre otros, están encantados con la promoción. El club Divas, la boutique Prime, la tienda Happy Happy están más que happy happy con los beneficios de la misma. Las feministas radicales están radicalizadas, como corresponde, escandalizadas por el uso de la mujer como objeto decorativo. La escultural modelo Fiorella Delgado ha sido nombrada Embajadora del Día del Sexo. Se desconoce si Fiorella es o no una mujer satisfecha sexualmente, pero en el plano profesional manifiesta: "Es un gusto para mí ser la imagen del Día del Sexo en Uruguay".  Los empresarios promotores son más concretos en cuanto a la idea: "Buscamos que ese día se hable de sexo en todos los ámbitos, reconociendo su importancia en la sociedad, desmitificando conceptos, prejuicios y tabúes". Los empresarios son más explícitos aún en cuanto a la ideología: "Hablar de sexo nos hará más libres" (¡La libertad, siempre la libertad!). Los empresarios son más pragmáticos en cuanto a la mercadotecnia: regalan lencería fina, regalan condones, regalan latas de cerveza en las despedidas de soltero, etcétera. La ideología es romántica, apasionada, novelesca, extraordinaria. El mercado es prosaico, vulgar, chabacano, ordinario. Decía Milan Kundera que "la excitación es el fundamento del erotismo". Se ve que a menudo el capitalismo precisa del erotismo para excitar el mercado.

Jugar al fútbol en la calle

domingo, 1 de diciembre de 2013

Foto: Eldad Pnini
Aquello de jugar al fútbol en la calle, recomendado por padres y educadores en los años del franquismo, puede ser una infracción según la nueva Ley de Seguridad Ciudadana promovida por los herederos del franquismo. Aquella amenaza bravucona del ministro franquista, padre fundador del PP, Manuel Fraga: "La calle es mía", es puesta en práctica hoy por sus herederos con aparente, sólo aparente, mayor sutileza, mediante la aprobación y aplicación de una ley que recuerda y hasta supera, en lo relativo al orden público, a la Ley de Vagos y Maleantes. El anteproyecto de ley, remitido a los tres Consejos (Fiscal, General del Poder Judicial y de Estado), ha suscitado polémica, como siempre en España, en torno a los símbolos. Quemar una bandera de España, gritar contra España en una manifestación, quemar una imagen del Rey o gritar contra la Monarquía en una manifestación será muy castigado por la Ley de Seguridad Ciudadana. Gritar mientras se toca el himno nacional en un estadio, con el Rey en el palco y la Selección en el césped, no; no según esta ley, pero sí según la Ley contra la Violencia en el Deporte. Gritar contra una España grande y única en una manifestación no será castigado, si se hace de modo autorizado y pacífico, pero sí, si se hace en una manifestación ilegal o de manera violenta. Mientras discutimos sobre la defensa o el ataque a la bandera y la unidad patria, la nueva ley sanciona como infracciones graves o muy graves (con penas de 1.000 a 600.000 euros) entre otras muchas: la manifestación coactiva, la alteración de acto público (electoral, deportivo, religioso, cultural), la manifestación de ecologistas ante central nuclear, la invasión de indignados en aeropuerto con o sin aviones, la manufactura, comercio y tenencia de armas, el cultivo, consumo y tenencia de drogas, el ejercicio de la prostitución cerca de colegio (sobre todo concertado), la incitación a participación en botellón, el uso agresivo de perros de presa y el jugar al fútbol en la calle. En la calle jugábamos al fútbol a vida o muerte, para sobrevivir. Un pronóstico: puede pasar cualquier cosa.

A quema ropa

sábado, 30 de noviembre de 2013

Foto: Bruno Dayan
A quemarropa es disparar a poca distancia. A quema ropa están en Bangladesh a distancia de las sedes occidentales de las multinacionales textiles. Empleados enfurecidos queman la ropa de una fábrica en Gazipur, cerca de Dacca (Bangladesh), provocando un gran incendio, en el que no hubo muertos porque justo antes hubo desalojo. Por el suelo quedan las prendas quemadas con sus etiquetas de Gap, Wal-Mart Stores o American Eagle Outfitters. Cuando se dice que en Occidente ha muerto el sistema fordista de producción industrial, caracterizado por las grandes factorías, cuando en Detroit, Chicago, Manchester o Madrid cierran las grandes empresas que transformaban la materia prima hasta convertirla en un bien de consumo final, cuando los economistas teóricos lo explican todo con la deslocalización productiva, la fragmentación multiplanta, propia de la globalización… esta fábrica de Gazipur cuenta con 18.000 empleados en plantilla y Bangladesh cuenta con más de 4.000.000 de trabajadores en un sector textil que ha convertido al país en el segundo exportador mundial de ropa, tras China. Pero, los trabajadores no están enfurecidos por la especialización, por la división del trabajo, sino por las condiciones del trabajo: contratos precarios, salarios miserables, jornadas interminables, riesgos laborales y fábricas mal construidas. Hace unos meses las imágenes del hundimiento del edificio Rana Plaza (Savar, Bangladesh), donde trabajaban 4.000 empleados en la producción de ropa para firmas multinacionales, de los cuales más de 1.000 quedaron sepultados, recorrieron los noticieros occidentales como si de una catástrofe natural se tratase. Algunos a quema ropa ni se inmutan, a quemarropa sí. No obstante, ya decía Galeano que "el capitalismo, como Dios, tiene la mejor opinión de sí mismo y no duda de su propia eternidad".

Foto: Bruno Dayan

Con la música a otra parte

viernes, 29 de noviembre de 2013

Foto: Nick Kelly
El músico callejero que acredite buen currículo podrá tocar por las rúas compostelanas. El músico callejero que acredite un currículo mediocre podrá tocar por la alameda compostelana. El músico callejero que no acredite currículo tendrá que irse con la música a otra parte. De la ordenanza municipal se encargarán el alcalde y los concejales de una corporación conservadora. Del casting se encargarán técnicos municipales del área de cultura. De la distribución de 25 músicos por las rúas, soportales y plazas del casco viejo se encargarán los propios músicos seleccionados, en puestos equidistantes para que no se produzcan interferencias y solapamientos de sonidos y propinas. Cuestión de física y espacio, cuestión de imagen y economía. La regulación de la música callejera debe ser uno de los problemas que más preocupan a los ciudadanos compostelanos. Que la corporación esté acusada de corrupción por todos sus flancos debe ser una cuestión menor. Aunque, como decía Nietzsche, "sin música la vida sería un error", ¿por qué no se van éstos con la música a otra parte?

La felación, la fruición, la ficción

domingo, 24 de noviembre de 2013

Foto: Natacha Merritt
La felación, la fruición, la ficción… la farándula. Pilar Rubio, bella modelo, presentadora, actriz y novia de Sergio Ramos (futbolista del Real Madrid y de la Selección Española), ha denunciado ante la Policía Nacional el fotomontaje difundido por Twitter en el que ella aparece practicando una felación. Esa felación es una ficción porque no hay fruición. Para que haya fruición tiene que haber aceptación, aprobación, autorización. Para que haya fruición tiene que haber aquiescencia, concupiscencia, incontinencia. Para que haya fruición tiene que haber gana, goce, gusto. Para que haya fruición tiene que haber recreo, regocijo, refocilo. Si no hay beneplácito y placer, no hay fruición, no hay auténtica felación, por tanto, hay ficción. Hay confusión con la felación. Hay confusión con la asimilación de todo sexo oral con felación. Hay confusión entre felación e irrumación, según el movimiento rítmico sea femenino-capital o masculino-genital (en la antigua Roma la irrumación se consideraba una vejación, la felación no). Hay confusión entre felación para estimulación y felación para eyaculación. Donde hay confusión hay ficción; donde hay ficción hay imaginación; donde hay imaginación hay enajenación. Hace bien la famosa no sólo en denunciar al enajenado del fotomontaje, sino a cualquier otro enajenado que utilice su imagen de modo torticero en cualquier red social. Hace mal la famosa en permitir que se publique en la revista Hola su salida del prestigioso hospital de La Moraleja, acompañada de su famoso novio, tras una de sus primeras revisiones ginecológicas desde que se ha quedado embarazada. La gestación fuera del matrimonio no acaba de estar bien vista en el país de la modernidad. La ostentación hospitalaria no acaba de estar bien vista en el país de la crisis. La ficción se admite, la fruición se cuestiona, la felación se niega. 

Antes rojo que rojillo

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Foto: Dmitry Chapala
Cuando este cuaderno comenzó a ser escrito, "rojillo" no figuraba en el diccionario y "rojo" tenía, además de significaciones cromáticas, connotaciones históricas. Desde hace unos años, "rojillo" está incluido en el diccionario como calificativo cariñoso y "rojo" está difundido entre el vecindario como insulto vergonzoso. En Público.es Yeray Calvo pregunta a El Gran Wyoming: "Desde la derecha se critica que alguien de izquierdas tenga una vida privilegiada: ¿Un rico puede ser de izquierdas? ¿Un empresario puede ser de izquierdas? ¿Puede ser un peón de derechas?". Responde Wyoming a Yeray: "El obrero de derechas es tonto por definición y el rico puede ser lo que le salga de los cojones. Quiero decir que Tolstoi se apuntó a la revolución y era un aristócrata. Yo puedo estar más a gusto, a pesar de mi renta, en el bar de debajo de mi casa, donde me encuentro con amigos y me tomo una caña por cincuenta céntimos, que en la cafetería de determinado hotel de cinco estrellas, que es como un balneario de la tercera edad. Con las ideologías pasa un poco igual; pero es que además yo no digo que soy de izquierdas; si dicen que soy de izquierdas allá ellos, sabrán porque lo dicen; si lo siguiente es que no puedo serlo, es que a lo mejor, no lo soy". Insiste Yeray a Wyoming: "Entonces... ¿No eres de izquierdas?". Responde Wyoming: "No, en esencia no; lo que pasa es que comparado con la sociedad, a lo mejor soy hasta de extrema izquierda, pero eso no lo decido yo. Lo que sí pienso es que creer en la justicia, en la sanidad pública, apostar y defender la educación pública, apostar por los derechos de los jubilados para tener una vida digna, apostar por los trabajadores que tengan una vida digna y que sus hijos puedan tener una educación coherente y de calidad, esto te convierte hoy en un hombre de izquierdas... Hoy. La derecha está en todo lo contrario. Es un acto de egoísmo por mi parte, no sólo de altruismo. Yo no quiero vivir en un gueto con torretas de vigilancia con tíos con ametralladoras, porque ha habido una quiebra social de aquellos a los que se les ha desposeído de todo y que se quieren comer a los ricos. Yo quiero que, a pesar de ser rico, mis hijos jueguen en la calle, y poder salir y pasearme sin que haya quiebra social. Me gusta la paz social y eso cuesta dinero. Creo que nuestros impuestos deben ir ahí. Por eso cuando la derecha se ríe de los servicios públicos y de los progres que los piden es porque ellos tienen claro lo que van a hacer, defenderse, enclaustrarse en sus guetos y defenderse del pueblo llano. Yo no quiero defenderme, yo quiero vivir con él". Yeray va más allá: "Entonces eres de izquierdas en comparación con el resto de la sociedad, pero... ¿Te consideras un rojo peligroso?". Responde seguro Wyoming: "No. Todo lo que pienso en el sentido político es lo que yo creo que habría que hacer para que la gente viviera mejor. Hay personas que cuando van a la playa piensan en cómo se forrarían jodiendo la playa. Hay que empezar a ver las cosas de otra manera. El mundo ya nos está indicando que hemos hecho demasiado daño y hay que pararlo. Hay gente que sólo busca el lucro personal. Yo no busco exclusivamente mi lucro personal". Yeray golpea: "Hay mucha gente, la mayoría de los que votan al PP, que te ven así, un rojo peligroso". Wyoming encaja: "Me consideran peligroso para sus intereses. Y rojo sí, me lo dicen, y curiosamente estamos sufriendo una regresión en esto. A mí me ha empezado a llamar rojo la gente desde los coches, como si fuera un insulto. A mí rojo no me parece un insulto; lo que pasa es que no sé si es acertado; es como si me llaman ateo, pues no me parece un insulto". Wyoming, antes rojo que rojillo. En el caso de un rojo así, mejor leer que escribir. Leamos su libro No estamos locos; vale más que cuesta.

Votar al gordo

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Foto: Pascal Renoux
Votar al gordo es excepcional en el país de los gordos. Si fuese una monarquía, en el país de los gordos el gordo es rey, mejor dicho, el rey es gordo. Siendo una república presidencialista, en el país de los gordos el gordo no es presidente, porque los gordos no votan al gordo. Tres de cada diez estadounidenses son gordos. Pesados esos gordos, medidas sus alturas, elevadas esas alturas al cuadrado y divididos sus pesos por sus alturas al cuadrado, los índices de masas corporales de tales gordos estadounidenses superan el límite inferior del sobrepeso. Como patriotas que son, conscientes de las fronteras, les queda el consuelo de que al sur del río Bravo, los mexicanos aún son más gordos que ellos. Quizás por eso, no quieren que los wetbacks (espaldas mojadas) continúen entrando masivamente en su país, transportados por coyotes sin escrúpulos, porque lo hacen para comerse todo lo que pillan, pues, como pobres que son, son insaciables y adictos a la comida basura. Sin embargo, los gordos estadounidenses no confían en un gordo para que garantice sus derechos, gestione sus riquezas y arrulle sus sueños americanos. Chris Christie, posible candidato republicano en las próximas elecciones presidenciales, no sólo tiene un nombre redundante y de dibujos animados, sino que tiene muchos kilos de más. Lo tiene crudo, pues los gordos no votan al gordo. En la historia presidencial del país sólo hubo uno gordo, William Howard (136 kilos entre 1909 y 1913). Roosevelt, Adams y Clinton fueron más gorditos que gordos. Un siglo después, en el país de los gordos los gordos votan antes a un negro que a un gordo. El candidato gordo lo sabe, pero no sabe qué estrategia seguir en estos dos años que le quedan hasta las presidenciales. Por un lado, se ha puesto a dieta y se ha operado el estómago, para estilizar su oronda figura, aunque manifieste: "No lo he hecho por las elecciones presidenciales, lo he hecho por mí, por mi esposa y por mis hijos"; la familia ante todo. Por otro lado, defiende sus michelines y presenta informes médicos, para demostrar su vigor, así que, zampándose una rosquilla, manifiesta: "Soy el gordo más sano que he visto en mi vida"; la salud ante todo. No conviene ridiculizar sobre el voto al gordo. Recuérdese a Chávez o a Berlusconi. Cada país es diferente, pero sorprende que el think tank republicano no haya barajado la posibilidad de una candidata gorda. Según un estudio de la Westminster University (London, U.K.), los hombres, incluidos los gordos, en situaciones de crisis, prefieren mujeres gordas.


Foto: Perry Gallagher

La heroína de Pakistán

sábado, 9 de noviembre de 2013


La heroína de Pakistán ni es heroína ni es de Pakistán. No es estupefaciente, aunque sí algo narcótica y bastante analgésica. No es de Oriente Medio, sino de New Jersey (USA). Kamala Khan, supuestamente hija de inmigrantes pakistaníes, es la primera mujer islámica heroína de la factoría Marvel (la del Capitán América, Spider-Man o Hulk). Los tiempos del cómic están cambiando. Marvel se ha hundido y busca recuperarse de la mano de la multinacional Walt Disney. Las multinacionales siempre se adaptan a los tiempos. Kamala es fruto de su tiempo. Según sus creadores, "como muchos hijos de inmigrantes, Kamala se siente parte de dos mundos: el de su familia (a la que quiere, pero que le causa demasiados problemas) y el de sus amigos (que a veces no comprenden sus tradiciones familiares)". El resultado de su dilema cotidiano es una heroína, tan vulnerable como resistente, que tanto resuelve problemas de los adultos conservadores de su entorno familiar o de los adolescentes díscolos de su pandilla como resuelve conflictos internacionales entre superpotencias. Kamala podría parecer una rebelde con causa, que rompe estereotipos clásicos. De hecho, sus creadores ya anticipan tanto las críticas de los xenófobos anti-islámicos como de los fundamentalistas islámicos. Sin embargo, Kamala es una asimilada del sistema. Ni siquiera utiliza su nombre, adopta el de Ms. Marvel, en homenaje a Carol Danvers, la de Los Vengadores y X-Men. Como ella, aparece ataviada con body ceñido, mallas, antifaz y rayo en los pechos. Para otro momento la imagen sexista; ahora la imagen migratoria. Los EEUU enorgulleciéndose de su melting pot (crisol de razas). Los EEUU restringiendo la entrada de inmigrantes mediante cuotas desde los años veinte del siglo pasado. Los EEUU aplicando la nueva ley de reforma migratoria de Obama para regularizar a 11-15 millones de indocumentados. Los inmigrantes islámicos son una minoría mínima en los EEUU. Lo de la heroína de Pakistán es un guiño geopolítico, no demográfico.

El imperio de los sentidos

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Foto: Maki Kawakita
El imperio del sol naciente ya no es el imperio de los sentidos. De hecho, hoy en día El imperio de los sentidos de Nagisa Oshima aún se exhibe con las escenas de sexo explícito censuradas. La intensa experiencia hedonista de Sada Abe, empleada y ex prostituta, y Kichizo Ishida, empresario y propietario de hotel, continúa siendo un icono para erotómanos sadomasoquistas y película de culto para cinéfilos occidentales pero descoloca a los bien pensantes japoneses. Los japoneses modernos, y sobre todo las jóvenes japonesas, ya no tienen interés por el sexo. Según la Asociación de Planificación Familiar, casi la mitad de las mujeres de 16 a 24 años muestra indiferencia por el sexo. En una sociedad tradicional y machista, pero fascinada por las nuevas tecnologías, las jóvenes prescinden cada vez más de la relación de pareja, de la transformación de la pareja en familia y de la procreación familiar. Las jóvenes japonesas no quieren casarse y ver como se reproduce en su nueva casa el rol machista que vivieron en su casa paterna. La falta de trabajo dificulta su emancipación. La falta de espacio dificulta su relación. Se extiende el sekkusu shinai shokogun o síndrome del celibato. La falta de parejas lleva a la falta de sexo, entre otras cosas porque la promiscuidad femenina tampoco está bien vista socialmente. La falta de parejas lleva a la falta de nacimientos. La baja natalidad podría llevar, como exagera el experto Kunio Kitamura, a la extinción de los japoneses. Cuando la soltería y la ausencia de hijos son opciones personales no hay discusión. Cuando son resultado de la discriminación sexual, de la economía especulativa o de la inhibición de la política pública la cosa cambia. Siete de cada diez japonesas dejan su puesto de trabajo cuando tienen su primer hijo. Según el Foro Económico Mundial, Japón es uno de los peores países del mundo en cuanto a igualdad laboral entre hombres y mujeres. La hipnosis tecnológica y el materialismo individual sustituyen al sexo, pero las razones son sociales y económicas. Soluciones: la multiplicación de los contactos sexuales esporádicos, la aceptación del sexo sin compromisos y la visualización de El imperio de los sentidos sin cortes.

Los polacos y la autodeterminación

jueves, 31 de octubre de 2013

Foto: Vlad Gansovsky
Opinión de los charnegos: los catalanes son polacos, es decir, partidarios irredentos de la autodeterminación. A partir de ahí: discusión, incomprensión, exasperación, desesperación. A partir de ahí: impaciencia, indiferencia, incompetencia, independencia. La esperanza defendible: integración federal deseable. La realidad previsible: fragmentación territorial inevitable. El derecho, el cohecho, el hecho y el desecho. Ania Lisewska, polaca con mucha autodeterminación, se ha propuesto tener sexo con 100.000 hombres a lo largo de su vida para batir el récord mundial de relaciones sexuales, mejor dicho, el récord mundial de relaciones sexuales con más hombres distintos (no se plantea, por el momento, relaciones lésbicas). Ania, que es muy polaca, no parece muy nacionalista, ya que "quiere tener sexo con los hombres de Polonia, de Europa y de todo el mundo, porque le encanta el sexo, la diversión y los hombres". Ania vive su autodeterminación de un modo psíquicamente relajado, aunque físicamente acelerado, por una cuestión de tiempo y número. Comenzó su maratón de sexo hace unos meses a través de Facebook, red social y sexual, como bien se sabe. Lleva unos cuantos cientos de seguidores, amigos interactivos, que han manifestado voluntariamente su derecho a decidir sobre la participación en la causa solidaria. Ania dedica a cada uno, de promedio, unos 20 minutos. Si lo hiciese continuadamente, admitiendo que le encanta la esencia y la secuencia de la experiencia, habría alcanzado su récord en unos 4 años; pero el maratón no es una prueba de velocidad, sino de resistencia, que le va a llevar unos 20 años. Ella es consciente de que comienza la causa como jovenzuela, con 21 añitos, y la va a terminar como mujer madura, con más de 40 años, después de copular con los hombres de una ciudad media europea o de un barrio de favelas de una gran ciudad tercermundista. Los motivos de este calendario pautado son dos. Primero: sólo acumula, atiende y despacha hombres durante los días de fin de semana. Se equivoca quien piense que dedica los otros días al trabajo o al descanso. El segundo motivo lo desvela. Segundo: dedica los otros días a su novio, un polaco con menos autodeterminación.

El chocolate y el vicio

domingo, 27 de octubre de 2013

El chocolate es vicioso. Error gramatical: el sujeto, el vicioso, es el que come chocolate, no el chocolate. Error científico: no está demostrado empíricamente que el chocolate sea adictivo, todo vicio lo es. El chocolate engorda. Error científico: está demostrado empíricamente lo contrario, que el chocolate no engorda, aunque tampoco adelgaza. Si lo dicen investigadores de la Universidad de California (USA), que han trabajado sobre una muestra femenina, demostrando que el mayor consumo de chocolate se asocia con un menor índice de masa corporal, habrá quien se lo crea, por el rango del país y de la universidad, y habrá quien desconfíe, por el posible patrocinio interesado de alguna multinacional del sector alimentario, como es habitual en el mecenazgo científico norteamericano. Si lo dicen investigadores de la Universidad de Granada (España), que han trabajado sobre una muestra de adolescentes, en un marco de nueve países europeos, demostrando que el mayor consumo de chocolate se asocia con un menor índice de masa corporal, total y central, general y  abdominal, al margen de otros hábitos alimentarios y de la actividad física de los jóvenes, habrá quien se lo crea, por el conocimiento directo de jóvenes adictos delgados, y habrá quien desconfíe, por el rango de un país que ha recortado drásticamente las ayudas a los proyectos de investigación. A pesar del pesimismo que cabría suponer a estos investigadores, en su artículo, publicado en la revista Nutrition, elevan el optimismo de los consumidores al afirmar que los flavonoides del chocolate tienen propiedades anti-inflamatorias, anti-trombóticas, anti-depresivas y anti-oxidantes. Los viciosos que piensan que el chocolate es además afrodisíaco no disponen de pruebas científicas que lo certifiquen, pero no molestan a nadie con su creencia sana. El chocolate hace que el cuerpo segregue serotina, que el cerebro identifica con excitación y placer. Hay viciosos que por eso dan a sus partenaires chocolate en los juegos previos a la cópula. Hay viciosos que dan chocolate a sus partenaires al final de la cópula como premio cuando la cosa ha ido bien. Hay viciosos que sustituyen la cópula por el chocolate. Hay viciosos que pretenden adelgazar comiendo compulsivamente chocolate y copulando compulsivamente. En todo caso, mejor el polvo de cacao puro que el polvo procesado, que ha perdido demasiados flavonoides.

La duda de Descartes y Rafaeli

martes, 22 de octubre de 2013

Foto: Bar Rafaeli
Descartes: "Dudo, luego existo". Rafaeli: "¿Por qué estoy sola?". Rafaeli, siguiendo a Descartes, duda de los hombres. Rafaeli se halla en la primera fase de búsqueda de la verdad absoluta para llegar al conocimiento verdadero del género humano y de sí misma. La duda metódica: "Estoy bien, tengo un montón de dinero, tengo un montón de amigos, soy divertida, me gusta estar en casa, me gusta salir al cine, a comer… ¿qué tengo de malo?, ¿por qué estoy sola?". La duda ofende, sobre todo cuando la mujer modélica no sabe decir que no a cualquier hombre, pues "incluso cuando hay riesgo de que no me guste, pienso que siempre aprenderé algo de él". Descartes advierte a Rafaeli sobre la duda sentimental, sobre esos sentidos que la ponen en contacto con un mundo material y materialista aparentando certeza pero certificando apariencia, porque los sentidos la engañan en la búsqueda de la verdad. Rafaeli se aferra a lo aprendido a través de los sentidos y a lo asumido como más seguro, pero las apariencias engañan, porque los sentidos engañan. Rafaeli se cree que los hombres le tienen miedo, por eso sigue una estrategia de sumisión: "No me siento para nada feminista, no aspiro a que mi hombre me friegue los platos, yo soy la que hará eso, la que limpiará, la que se quedará en casa con los niños". Descartes le avisa de que hay muchas alteraciones perceptivas, que no son más que ilusiones. Rafaeli insiste: "Mi hombre ideal ha de ser alguien por quien sienta admiración, al que pueda ver desde abajo". Descartes le hace ver la conveniencia de dudar, pero sin alucinar. Descartes está empeñado en aplicar la razón a todo. Rafaeli está empeñada en que el amor es lo más irracional que hay. ¿Alguien lo duda? Pues… hay que dudar. Uno debe dudar de todo, incluso dudar de que duda. El filósofo Arsenio de Arteixo habría dicho: "¿Qué duda cabe?".

Hay que dormir

domingo, 20 de octubre de 2013

Foto: Jean François Jonvelle
Hay que dormir, porque el sueño es reparador y porque durante el sueño el cerebro elimina los pensamientos que son basura; no los pensamientos impuros, imprescindibles para soñar. Según Maiken Nedergaard, director del Centro de Neuromedicina Traslacional de la Universidad de Rochester (New York, USA), "el cerebro tiene diferentes estados funcionales cuando duerme y cuando se despierta; de hecho, la acción reparadora del sueño parece ser el resultado de la liquidación activa de los subproductos de la actividad neuronal que se acumulan durante la vigilia". No se refiere a subproductos bursátiles, ni a activos económicos tóxicos, sino a residuos que el cerebro elimina biológicamente. No se refiere al sistema capitalista, sino al sistema glymphatic, recientemente descubierto, como publica la revista Science, que todavía no está en manos de los especuladores. Antes, las crisis, económicas y neuronales, eran diferentes, porque la tecnología no permitía descubrir las causas. Ahora, las nuevas tecnologías, sobre todo las microscopías de dos fotones, permiten ver el cerebro en fases de sueño, sus vasos sanguíneos, sus bombas de líquido cefalorraquídeo, sus purgas de residuos hacia el sistema sanguíneo general y sus circulaciones hacia el hígado (de por sí castigado por otros residuos, alcohólicos por ejemplo). Dormir todavía es gratis, soñar no tanto. Ya decía Óscar Wilde que "la sociedad perdona a veces al criminal, pero no perdona nunca al soñador".

Ningún perro andaluz

miércoles, 16 de octubre de 2013

Foto: Guy Le Baube
Morir al sol es propio del capitalismo salvaje. Si alguien o algo no produce, se deja morir al sol y sanseacabó en un santiamén. Si hay interés por medio, se recicla. Si hay sentimentalismo por medio, se devuelve con condolencias. Si hay denuncia por medio, se paga indemnización. En el mundo capitalista desarrollado los animales son cabezas de ganado o mascotas de compañía. En el mundo desarrollado las compañías, aéreas, no entienden de compañías, animales. La compañía aérea Air Berlín, de la Alemania más capitalista, acepta finalmente un acuerdo amistoso en un juzgado mercantil de Palma de Mallorca, donde veranean como en casa miles de alemanes capitalistas, por el que ha de indemnizar al propietario de un bulldog inglés que se deshidrató en la pista del aeropuerto de Sevilla, donde murió al sol por "negligencia extrema" de los operarios del handling de la compañía. Son los efectos de la globalización y del cambio climático. Son los efectos de la sensibilización ecológica y de la presión mediática. Son los efectos de una demanda bien planteada por la empresa Reclamador.es, después de que la compañía aérea hubiese intentado contentar al descontento viajero con la devolución de los 75 euros abonados por su pasaje low cost, más 100 euros en un bono descuento para un viaje posterior (fidelización del cliente).  La compañía aérea acaba asumiendo, además de los costes procesales, una indemnización resultante de la suma de: coste inicial del bulldog inglés, trasportín, tasas por viaje con mascota, certificado de veterinario, recogida e incineración de perro muerto y daños morales; en total, más de 3.000 euros, cantidad exigua para lavar la mala imagen de la compañía y para evitar la revisión de su protocolo de transporte de mascotas. La descripción de la muerte al sol de Nano, el bulldog inglés, por un golpe de calor sevillano, en la pista de estacionamiento de aeronaves del aeropuerto andaluz, dentro de un trasportín sin agua, rodeado de vómitos, heces y orines, mientras una azafata comunica al propietario que "a su perro le pasa algo", refleja la crueldad del actual capitalismo low cost. En Un perro andaluz Buñuel, a través del delirio surrealista y de la agresividad de la imagen, provocaba el caos en la moral de los bien pensantes en 1929, año de la crisis, de aquella crisis. En la película no hay ningún perro andaluz. El capitalismo es a menudo surrealista... y redundante.

Holganza y holgazanería

domingo, 13 de octubre de 2013

Foto: Álex Pérez
Estar sin hacer nada es bueno o malo según sea por decisión voluntaria o por obligación, porque apetece o porque no queda otra. Holgazanear es estar voluntariamente sin hacer nada. Aunque dedicarse a la nada pueda parecer una contradicción, según un estudio de investigadores estadounidenses, publicado en Social Indicator Research, los turcos le dedican demasiado tiempo y los búlgaros le dedican demasiado poco. Los turcos son los que dedican más tiempo a no hacer nada, unas 4,0 horas semanales. Les siguen en el ranking mundial del relax los eslovenos, unas 3,4 horas semanales, los italianos, unas 3,3 horas, los belgas, unas 3,0 horas, y, sorprendentemente, los inventores de la siesta, es decir, los españoles, unas 2,7 horas semanales. En el otro extremo del ranking, los búlgaros sólo dedican 0,1 hora a no hacer nada. La comunidad científica internacional no se pronuncia sobre si dedicarse a este tipo de investigaciones es hacer algo o no hacer nada. Tampoco se pronuncia la comunidad científica sobre si ese relajo es positivo o negativo; ni siquiera sobre si es objetivo o subjetivo. La vagancia, la acción de vagar, de estar ocioso, es criticada negativamente, porque se relaciona con la pereza, con la falta de ganas de trabajar. El ocio es valorado positivamente, porque se relaciona con la recuperación o la diversión. Holganza es una bonita palabra castellana, que significa descanso, ocio, placer, quietud, regocijo. Sin embargo, holgazanería significa aversión al trabajo. Ya decía Óscar Wilde que "el trabajo es el refugio de los que no tienen nada que hacer". El español es especialista en holganza y experto en holgorio. Holgorio es lo mismo que jolgorio, esto es, regocijo, pero bullicioso y festivo. El INE no aporta datos medios de las horas que suman los españoles entre holganza, holgazanería y holgorio. Tampoco aporta las horas que trabajan los españoles fuera de contratos y convenios. Ahora bien, ni los investigadores del Norte, ni los que pagan sus investigaciones, conseguirán cambiar rasgos identitarios fraguados a lo largo de siglos y siglos de historia, cultura y civilización.

La mujer a la reserva

miércoles, 9 de octubre de 2013

Foto: Ed Ross
En USA, la mujer a la reserva. La reserva es una servant nation, una nación doméstica, donde la mujer manda poco y el jefe de la tribu manda mucho. En la reserva la tribu se cree que tiene soberanía sobre el territorio, pero es una soberanía relativa. Eso sí, puede montar casinos o salas de juegos para garantizarse una supervivencia acorde con los tiempos azarosos que corren. La reserva federal es otra cosa. No tiene territorio, pero tiene todos los fondos de los bancos estadounidenses. Es una agencia gubernamental, pero tiene independencia para tomar decisiones al margen de los poderes ejecutivo y legislativo. La reserva federal tiene mucho poder. Mandar a una mujer a la reserva, para que mande en la reserva, es darle mucho poder. El poderoso presidente del territorio de USA, Barack Obama, nombra a una mujer, Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal de USA. No la nombra por ser mujer, ni por ser una mujer extraordinaria, tal como concibe la mayoría a una mujer extraordinaria (por ejemplo, una espectacular modelo al estilo india navajo). Obama nombra a Janet por ser una mujer extraordinaria en cuanto a su formación académica (Yale, Harvard, Berkeley, London School of Economics), extraordinaria en cuanto a su experiencia en asesoría económica (Casa Blanca, Reserva Federal), extraordinaria en cuanto a su capacidad para predecir, como pocos, la actual crisis económica. Estando al frente de la reserva federal de San Francisco, advirtió en 2007 que "las posibilidades de una concentración de crédito en desarrollo y la caída de la economía en recesión aparecen como demasiado reales". Otros jefes de tribu pensaron que no era para tanto. Poco después hubo que rescatar con fondos federales a grandes bancos de inversión. Janet tenía razón. Obama usa la razón para ponerla, sin reserva, al frente de la reserva. Un proverbio indio norteamericano dice: "No tomes lo que no es tuyo; no te ha sido dado; no te lo has ganado; no es tuyo".

A ver quién la tiene más larga

sábado, 5 de octubre de 2013

Foto: Robert Mapplethorpe
Ver quién es el que la tiene más larga es una estrategia entre los políticos españoles para destacar, para impresionar, para aparentar. La política es maquiavélica; ya decía Maquiavelo que "pocos ven lo que somos, pero todos ven lo que aparentamos". Presumir de tenerla más larga vale de poco, porque basta una comprobación visual o, en caso de duda, una simple medición comparativa para verificar o no la presunción. No obstante, para cualquier político medio alargarla es fácil… la palabra... se entiende. De eso se trata, de alargar la palabra, para aparentar dominio del lenguaje y de la situación. Se trata de buscar palabras polisílabas y alargarlas o, directamente, inventar palabras largas, que el diccionario irá incorporando o no. Estamos ante una crisis de credibilidad, no de crédito. A los gobernantes conservadores se les ve la intencionalidad, no la intención. La economía española sufre la condicionalidad internacional, no la condición de subsidiaria. Asistimos a la desburocratización del Estado, no a la destrucción del Estado de Bienestar. Se busca la corresponsabilidad, se diluye la responsabilidad. La culpabilidad de un extesorero disimula la culpa; la culpabilización de su entorno disimula la culpación de sus cómplices; la conducta delicuencial disimula la conducta delictiva. El reto grave da paso a la retórica esdrújula: el problema cede ante la problemática, el programa ante la programática, el sistema ante la sistemática y hasta el técnico ya esdrújulo cede ante el tecnócrata. La gente está más por la contestación que por contestar, aunque empieza a no creer al que dice que la tiene más larga. Tenemos un problema no de dimensión, sino de redimensionamiento, que sólo se puede resolver con un framework agreement, que viene siendo un acuerdo básico, es decir, lo que antes era un convenio marco; pero por el momento los convencionalismos prevalecen sobre los convenios.

El feminismo, el pescado y el mercurio

miércoles, 2 de octubre de 2013

Foto: Álex Pérez
Por fin se demuestra que tanta cuota por género y tanto cabreo feminista en España tiene una explicación física, científica, no política, ni cultural. Las mujeres españolas tienen unos niveles exagerados de mercurio en sangre. Según expertos de la derecha, afortunadamente no todas las españolas tienen la sangre tan alterada, pues conviene separar bien estas características patológicas, propias de las feministas izquierdosas, de las características básicas de la cultura tradicional española, propias de las mujeres conservadoras no feministas, aunque siempre femeninas. Según un informe publicado por el Grupo de Trabajo Mercurio Cero, seis de cada diez españolas superan el umbral de mercurio recomendado por la Agencia de Protección Ambiental de USA (las recomendaciones siempre vienen de USA). Las españolas son las segundas más contaminadas del mundo; sólo superadas por las japonesas. Las españolas están bastante más contaminadas que las de las Islas Mauricio, Costa de Marfil, India, Sudáfrica, Nepal, Armenia o Bangladesh. Para una defensa inmediata, se podría desvirtuar el rigor científico del informe: sólo tiene en cuenta a esos nueve países; sólo tiene en cuenta a veintiocho españolas en edad fértil; sólo tiene en cuenta el examen del pelo de esas españolas como testigo de una exposición reciente a los efectos de dicho metal pesado; sólo tiene en cuenta que el exceso de mercurio en el organismo de las españolas se debe al exceso de mercurio en el organismo de los pescados consumidos en exceso por las españolas excesivas. Menos mal que los burócratas europeos no están sólo para la burocracia: Elena Lymberidi-Settimo, del Buró Europeo del Medio Ambiente, avisa en un comunicado que "Los gobiernos deberían medir la concentración de mercurio en el pescado y advertir sobre las cantidades y las especies que se pueden consumir sin riesgo". Seguro que la Europa Azul va a aclarar, de una vez por todas, si las españolas deben o no deben consumir pescado azul (al margen del precio que impongan desde la Europa Azul). Mientras el mercurio neurotóxico continúa afectando al carácter de las feministas neuróticas, la Europa conservadora y empresarial no acaba por decidirse a implantar cuotas femeninas en las empresas. La cosa va bien en Noruega, tradicional país consumidor de pescado. Hay códigos de buenas prácticas en Suecia, Finlandia, Dinamarca y Holanda. El avance se acelera en Francia y Bélgica y se desacelera en Alemania y Gran Bretaña. En España había acelerado con el anterior gobierno socialista y ha desacelerado con el gobierno conservador. La recomendación y la autorregulación no son suficientes. Ahora, los socialistas españoles proponen cuotas obligatorias de mujeres en los órganos de dirección de las grandes empresas. Es más importante reducir la brecha salarial entre trabajadores y trabajadoras. Es aún más importante garantizar que sus hijos e hijas puedan consumir pescado al menos un par de días por semana. Y luego ellas saldrán feministas… Y luego dirán que el pescado es caro (Sorolla).

El culo del científico

sábado, 28 de septiembre de 2013

Foto: Fréderic Fontenoy
El culo del científico no tiene valor científico, aunque se sume a otros culos para aumentar la muestra. Los científicos que levantan sus batas blancas por las calles de Madrid, para mostrar sus culos desnudos, como símbolo de que el gobierno conservador deja la ciencia con el culo al aire, son unos maleducados, porque es de mal educados enseñar el culo en público. Es sorprendente que personas a las que se supone una buena formación demuestren tan mala educación. No obstante, si los mejores estudiantes universitarios, futuros científicos, son tan maleducados que no saludan al ministro de Educación cuando les entrega sus diplomas, ¿qué se puede esperar de estas nuevas generaciones que no se portan como las Nuevas Generaciones? Movidos por los rojos, como autómatas que se creen autónomos, estos becarios e investigadores noveles salen a la calle portando pancartas y enseñando el culo. ¡La vergüenza nacional! En las pancartas los lemas: "Sin ciencia no hay futuro", "En lugar de investigar tenemos que mendigar", "Menos maletas y más probetas", "Menos Ronaldos y más becarios", etcétera. En las voces las quejas: Ana Pintos, becaria seleccionada para ser incorporada al Consejo Superior de Investigaciones Científicas tras años de investigación en USA, está hoy en el paro porque "Nos buscaron a los mejores, nos trajeron y ahora nos tiran a la basura". Junto a los becarios precarios, con el culo al aire, reconocidos científicos que han visto frenados proyectos punteros de la investigación internacional, en materia biomédica por ejemplo. En unos años se ha caído casi la mitad del presupuesto público en I+D+I. A los responsables del gobierno conservador no les importa que los jóvenes científicos españoles se vayan a Alemania a investigar. A los votantes bien pensantes de los conservadores no les importa que los jóvenes científicos españoles se vayan a Alemania a enseñar el culo. Mientras estén aquí, la decencia antes que la ciencia.

Cuando lo importante es lo accesorio

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Foto: Steven Meisel
Siria está en el Próximo Oriente, pero para Europa está en el Lejano Oriente. En la cercana Siria, desde hace un par de años tiene lugar un genocidio, mientras Europa mira con prismáticos hacia Occidente. Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, el conflicto ha provocado más de cien mil víctimas mortales, de las cuales cincuenta mil eran civiles y seis mil eran niños. Para Europa lo importante no es la masacre continuada, sino la gasificación de los suburbios de Damasco, puntual y brutal. Europa está más preocupada por el método, por lo accesorio, que por el objeto y el objetivo. Es más, en Europa ahora mismo preocupan más los accesorios militares que las acciones militares. El accesorio militar vuelve a estar de moda. Y no hay que olvidar que el accesorio acaba dotando de personalidad a quien lo lleva, porque puede convertir un look anodino en un look exclusivo, cuya importancia resida en el detalle accesorio que dote al portador de un aspecto bélico, marcial, guerrero, pendenciero. En Europa ya estuvieron de moda, durante el pasado invierno, las cazadoras de aviador, las casacas de miliciano, las camisas de camuflaje y las botas "army" con hebillas. Ahora se trata de añadirles gafas de piloto, hombreras varoniles, solapas grandes, botones relucientes, medallas y condecoraciones, cordones con borlas y flecos, etcétera. Importa el accesorio, pero no hay que confundir la parka con la parca.

La muerte de una monja

domingo, 22 de septiembre de 2013

Foto: Brian Ypperciel
La Iglesia, la riqueza, la pobreza, la propiedad de la tierra, la propiedad del planeta, la destrucción de la tierra o la destrucción del planeta son a menudo objeto de nuestras críticas. Las misiones, las selvas, los imperialistas, los indígenas, los hacendados, los sicarios o las monjas son a menudo los sujetos de esas críticas. Pero no siempre. USA, el imperio; Brasil, el país emergente; la Amazonía, el pulmón forestal del planeta; los indígenas, consumidores ecológicos de la selva; los hacendados, explotadores latifundistas de la selva con fines agropecuarios; los sin tierra, trabajadores rurales asociados en un movimiento político-social, de raíz ideológica marxista, que luchan por una reforma agraria que redistribuya la propiedad de la tierra improductiva; los misioneros, proselitistas entre los indígenas del lado de los hacendados. Pero no siempre. Dorothy Stang, monja procedente del imperio, más que proselitismo hacía labor social entre los indígenas y apoyaba a los campesinos sin tierra, por lo que fue asesinada a tiros por sicarios hace ocho años en la aldea amazónica de Anapú (Pará, Brasil). Tras varios juicios y sentencias fallidos, los dos hacendados que ordenaron la eliminación de la monja y pagaron 22.200 dólares por el asesinato han sido condenados a 30 años de cárcel, el autor material de los disparos a 28 años y su acompañante cómplice a 17 años de prisión. En la Aldea Global de McLuhan un crimen en la Amazonía es un crimen contra la humanidad. Las monjas no son todas iguales. Los hacendados, los campesinos y los indígenas tampoco. Los sicarios sí.

La lesbiana tartamuda

domingo, 15 de septiembre de 2013

Foto: Marc Hom
Lady Gaga ha confesado que ha tenido relaciones sexuales lésbicas satisfactorias. En el programa televisivo Watch What Happen (Mira que pasa), la diva ha declarado sin complejos: "Ya he tenido varias experiencias con mujeres; me gustan; las lesbianas son más atrevidas que los hombres heterosexuales; me atraen muchísimo; llevan mejor los pantalones que muchos hombres; no me fue fácil dar con un hombre tan directo como ellas". En América "gaga" significa tartamuda. Lady Gaga no tartamudea, lo dice bien clarito. Ya lo había dicho en la Revista Rolling Stone, reconociendo que "el hecho de que esté con mujeres intimida a sus novios, los hace sentir incómodos". No es el caso de su actual novio, el actor y modelo Taylor Kinney, declarado defensor de los gais. La actitud de Lady Gaga tiene tanto de provocación como de contradicción. Esta Lady Gaga es la misma que, asumiendo la herencia de su infancia en una familia muy católica, explica que "en lo relativo a la familia es muy tradicional; es en verdad una chica de familia; es muy anticuada en cuanto al amor y a la lealtad". Menos mal que a la vez que rezaba la niña escuchaba a Led Zeppelin, Pink Floyd y Bruce Springsteen. Lady Gaga no es gaga, ni está gagá, sabe que la provocación y la contradicción venden en América. Mientras, en España, las lesbianas, tartamudas o no, son discriminadas por lesbianas, por estériles y por pecadoras. Aquí no hay lugar para la frivolidad contradictoria.

Los austriacos y los australopitecos

viernes, 13 de septiembre de 2013

Foto: Nicola Ranaldi
Foto: Nicola Ranaldi
Muchos confunden los austriacos con los australopitecos. Los australopitecos son homínidos del sur, primates bípedos pero con un cerebro similar al de los gorilas u orangutanes. Los australopitecos son los subdesarrollados del sur. Los austriacos son los desarrollados del norte. Los austriacos son homo sapiens que viven en Austria, haciendo más o menos lo que les dictan los alemanes, que son los homo sapiens sapiens que viven en Alemania. Por ejemplo, si Angela Merkel, la más sapiens de los sapiens alemanes, dice que "la crisis ha demostrado lo que ocurre cuando no se respetan los principios de la economía social de mercado, que se basa en la fuerza de la libertad, en el espíritu empresarial y en la disposición al rendimiento", los austriacos la siguen al pie de la letra, aunque también hay austriacos que interpretan las cosas de la economía social a su manera. Según  Der Spiegel, una granjera austriaca ofrecía sus servicios por Internet como ama dominante, dominanta o dominatriz, garantizando maestría sadomasoquista a clientes deseosos de obtener placer a través de torturas convenientemente aplicadas. Hasta ahí todo normal en la desarrollada Austria; a partir de ahí, el fraude económico-social. La granjera austriaca, más habilis que sapiens, esclavizaba a sus clientes obligándoles a trabajar en las faenas de la granja. Del placer del consumidor a la tradicional explotación del trabajador por el capitalista. Menos mal que el sistema reacciona, denunciando a la granjera ante la fiscalía austriaca por prostitución ilegal. Se nota que los austriacos del norte no son los australopitecos del sur.

La nación y la caza

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Foto: Stephan Wurth
Lo que es de la nación es nacional. Lo que es nacionalista es nacional. El diccionario de la R.A.E. define el nacionalismo como "el apego a la propia nación y a cuanto le pertenece, así como la doctrina que exalta en todos los órdenes la personalidad nacional completa". Lo que es real es nacional. Hay muchas instituciones y organismos nacionales, por ejemplo: la Monarquía, la Real Academia Española de la Lengua, la Real Federación Española de Caza o los Parques Nacionales. En el Reino de España su Católica Majestad (tratamiento oficial correcto) pide perdón por haber cazado elefantes en Bostwana: "Me he equivocado, no volverá a ocurrir". El Rey caza, pero lejos. La caza de elefantes es la caza mayor mayor, por el tamaño de la pieza. Es una caza mayor lejana, pero arriesgada. Para no arriesgar la integridad física del monarca, para tenerlo cerca, para tenerlo ocupado, sería mejor organizarle cacerías nacionales en Parques Nacionales. El anteproyecto de ley de Parques Nacionales prohíbe la caza en estos espacios protegidos. La Real Federación Española de Caza, en boca de su presidente, Andrés Gutiérrez de Lara, lo considera una "estupidez grandísima", porque en estos parques son los guardas los que cazan para mantener el control de las especies, quemando sin más las piezas, con el consiguiente coste y despilfarro. Propone que sean los cazadores nacionales los que cacen en los Parques Nacionales. Propone que la economía se imponga a la ecología. Sería mejor proponer que la monarquía se impusiese a la economía para salvar la ecología. Cazando en Parques Nacionales, el rey recuperaría función, recuperaría buena imagen entre sus súbditos, recuperaría su figura nacional. Se recomienda la revisión de La escopeta nacional, de Berlanga. Los señores marqueses de Leguineche organizaban en la finca de "Los Tejadillos" una cacería como Dios manda: con aristócratas, herederos onanistas, ministros opusinos, curas, empresarios, amantes, actrices masoquistas… La vigencia de lo nacional cuatro décadas después del tardofranquismo. Ya dijo Berlanga que "los españoles tenemos una asombrosa predisposición a cagarla".

En las escuelas francesas

domingo, 8 de septiembre de 2013

Foto: Fréderic Fontenoy
Decía Ortega y Gasset: "¿Qué sería de nosotros sin un país inteligente como Francia?". En las escuelas francesas los alumnos disponen, en lugares bien visibles, de la Declaración de Derechos Humanos y la Carta del Laicismo. La carta laica no recoge sólo derechos, también recoge obligaciones. La carta recuerda a los alumnos que tienen libertad de opinión, pero no libertad de contestación ante unos contenidos curriculares que garantizan la neutralidad del Estado en materia religiosa, la prohibición del proselitismo en las aulas, la ostentación de símbolos religiosos, la igualdad entre hombre y mujer, la diferencia entre razón y fe… Algunos dicen que esto se hace en las escuelas francesas para evitar la infiltración y expansión del islamismo. Otros hablan de islamofobia oficial. El ministro Peillon recuerda que "Francia es una república indivisible, democrática, social y laica". El ministro Wert le recordaría que España es cada vez menos republicana, menos democrática, menos social, menos indivisible y menos laica, gracias a las gracias del gobierno conservador que nos desgobierna. Wert, ministro de la buena educación, recordaría a su homólogo que, si "París bien vale una misa", Madrid bien vale unas olimpiadas religiosas. Wert, ministro pendenciero, le recordaría aquel fragmento de Don Juan Tenorio que dice: "Salté a Francia, ¡buen país!, y como en Nápoles vos, puse un cartel en París: "Aquí hay un don Luis, que vale lo menos dos". Parará aquí algunos meses, y no trae más intereses, ni se aviene a más empresas, que adorar a las francesas y a reñir con los franceses". Entretanto, mientras en las escuelas francesas los alumnos leen el decálogo laico, en las escuelas españolas los alumnos leen los diez mandamientos.

El cura, la puta y el cementerio

martes, 3 de septiembre de 2013

Foto: Peter Lindbergh
Relato de verano en el Hemisferio Norte: "El cura, la puta y el cementerio". Podría ser el título irrespetuoso e irreverente de un relato de ficción, pero es la vida misma. Llámese, si se quiere, al cura sacerdote, a la puta prostituta y al cementerio camposanto, pero son lo que son. Los hechos: el sacerdote, Arthur Coyle, de la Archidiócesis de Boston (USA), es detenido por la policía al ser descubierto in fraganti manteniendo relaciones sexuales con una prostituta en el cementerio de Lowell (Massachusetts, USA). La ley civil: el cura, pillado in fraganti e interruptus, es detenido y trasladado a comisaría, donde pasa una noche en el calabozo, hasta que, tras pagar una fianza de 500 dólares (estamos en USA), recupera la libertad, aunque deberá defenderse en un juicio por escándalo público y por contratar los servicios de una puta, lo cual es delito en Massachusetts (estamos en USA). La ley eclesiástica: el sacerdote, Prelado de Honor Superior de la Archidiócesis de Boston, por nombramiento directo del Santo Padre Benedicto XVI, es relevado de sus funciones, ipso facto e in fraganti, no tanto por solicitar los servicios de la meretriz como por servirse de ellos en el camposanto, que, como su nombre indica, es un lugar sagrado. Todo, casi todo, se justifica. Que el cura tenga necesidades físicas e instintivas se justifica porque es hombre. Que contrate servicios personales privados se justifica porque vive en el país del libre mercado. Que contrate servicios de la economía sumergida se justifica porque así protege la imagen de la parte contratada y de la parte contratante. Que la prostitución sea delito en Massachusetts se justifica porque por allí son más moralistas que los vendedores de la moral, no porque les preocupe la explotación sexual de la mujer. Que el cura contrate los servicios de la puta se justifica porque así se evita la pederastia. Que mantengan sexo en el cementerio no se justifica, aunque hay que reconocer que el lugar es tranquilo y no molestan a nadie. Decía César Vallejo: "¡La tumba es todavía un sexo de mujer que atrae al hombre!".