Mejor el francés

domingo, 25 de noviembre de 2012

Foto: Fréderic Fontenoy
Mejor el francés. Mejor el francés que el inglés, como se constata en la última cumbre presupuestaria europea de jefes de gobierno celebrada en Bruselas. Mariano Rajoy, jefe del Gobierno español, intercambió un par de frases cortas en francés con François Hollande, su homólogo galo, sin embargo a David Cameron, su homólogo británico, sólo atinó, en un perfecto spanglish, a decirle: "It's very difficult todo esto". Mejor el francés. El mito de la derecha bien formada y plurilingüe se rompe por arriba. Eso sí, la derecha española practica bien el francés cuando sale a pedir favores a otros países europeos. No obstante, incluso con el francés hay que tener cuidado. Fue célebre Rachida Dati, significada ministra de Nicolas Sarkozy, actualmente eurodiputada, quien, consultada en una entrevista de Canal Plus sobre los fondos de inversión extranjeros, respondió: "cuando veo que algunos piden tasas de rentabilidad del 20% o del 25% con una felación casi nula...". Confundió el francés, confundió felación con inflación. Fue sólo un lapsus de una mujer conservadora, hecha a sí misma, amante del lujo y de los amantes. La confusión sobre el francés viene de antiguo. Según La Ilíada, las lesbianas, mujeres de Lesbos, eran las que mejor practicaban la felación; de hecho, en griego, el verbo "lesbiázein" significa practicar la felación; lo cual no deja de ser una paradoja. Después, los cristianos se encargaron de asignar el lesbianismo a otras prácticas, a su vez penalizadas y despenalizadas (en el sentido de carentes de pene). Más tarde, los ingleses imperialistas, debido a su pertinaz fobia gala, se encargaron de hacer sinónimos el sexo oral y el francés. En cualquier caso, el francés es más dulce y delicado que el inglés. De nada les sirvió a los británicos inventar el "humming", práctica que consiste en aplicar un sonido gutural, proveniente de la garganta profunda, para provocar un cosquilleo placentero mientras se practica sexo oral. En definitiva, ante tanta confusión y paradoja, hace bien el siempre confundido y paradójico Mariano Rajoy, cuando sale por Europa adelante, en preferir el francés. Mejor el francés.

9 comentarios:

Jean Dubois dijo...

L'autofellation consiste pour un homme en la stimulation de son pénis avec sa propre bouche dans un acte de masturbation. Pour l'accomplir, l'homme doit se courber en deux, projeter sa tête ainsi que l'avant de son corps vers ses parties génitales. Il doit donc posséder une souplesse suffisante et, par ailleurs, son pénis doit être en érection pour parvenir à un minimum de contact entre d'une part la langue, et d'autre part, le gland. La contorsion que nécessite l'accomplissement de cet acte sexuel présuppose un entraînement ou des exercices: le yoga ou la gymnastique peuvent y aider. Il existe trois types de contorsions: en position assise, en position debout, et enfin, une position qui n'est pas sans risque pour les vertèbres du cou, allongé, dos au sol, les bras bloquant les jambes repliées vers la tête.

Asun dijo...

Señor Armas, usted dirá lo que quiera pero estas fotografías y estos asuntos que trata son pura pornografía.

Felipe dijo...

El francés bebido es la especialidad de la casa. La encargada es la chef.

BERTA dijo...

Felipe, Enfant Terrible, mira bien la foto que ha puesto rojillo...

¿Nos reconoces?
¿Te animas a practicar idiomas?

TUS TRES BBB
(BEA, BELÉN & BERTA)

FUNCIO dijo...

POR EIQUÍ A LINGUA NEVER FOI UN PROBLEMA. CADA UN USA A LINGUA PARA O QUE QUERE: FALAR, LAMER, CHUPAR...

Nario dijo...

Funcio, no dan ya ni un solo cursiño de galego.

estrella dijo...

El secreto del sexo oral es aprender a disfrutar haciéndolo, y no solo, como nos decian antes a las mujeres, para que los hombres lo gocen. Hay que aprender a saborear, besar, acariciar con los labios, mordisquear, lamer, con el gusto que nos dan nuestro labios,nuestra lengua y nuestra boca. A ellos les gusta como efecto secundario, pero si a una no le gusta, no compensa.
bss.
P.D. Rajoy se lanza al francés por eliminación, y eso tampoco vale.

Felipe dijo...

La foto sería ideal para el despacho del jefe, muestra lo que pasa allí todos los días laborables.

Funcio dijo...

Narito, tés un cursiño de francés e lamecús o mes que vén. De nada.