Stiglitz & Springsteen: Tú saca al perro, yo saco al gato

jueves, 21 de junio de 2012

Stiglitz & Springsteen: You put out the dog, I'll put out the cat. Stiglitz sabe de economía, Springsteen sabe de emoción. Stiglitz sabe que ningún país ha salido de la crisis con la receta de la austeridad. Springsteen sabe donde está el dinero fácil. Stiglitz sabe que la capacidad de los gobiernos de los países para salir de la crisis es limitada. Springsteen sabe que, "cuando el mundo entero se esté derrumbando, y todos esos peces gordos se crean que es divertido", se irá a la ciudad en busca del easy money. Stiglitz sabe que una moneda fuerte, aunque se llame euro, puede desaparecer, si los gobiernos de los países ceden ante los gobiernos de los dineros. Springsteen sabe que le hace falta una Smith & Wesson calibre 38 y, sobre todo, que ella se ponga el vestido rojo para él esa noche, durante la cual se irán juntos en busca del dinero fácil. Stiglitz es Premio Nobel de Economía, Springsteen es el jefe del rock (The Boss). Stiglitz es un keynesiano, crítico con la libre globalización y la libre especulación. Springsteen canta con compromiso crítico: "Tú ponte el abrigo, yo me pondré el sombrero". Stiglitz es un think tank en sí mismo, crítico con el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. Springsteen canta con compromiso crítico: "Tú ponte el vestido rojo, que te queda realmente bien, cariño". Stiglitz es un experto en salarios de eficiencia, crítico con el papel de muchas empresas durante la crisis y con los recortes salariales indiscriminados. Springsteen canta con compromiso crítico: "Nos vamos a la ciudad ahora, en busca del dinero fácil". Stiglitz y Springsteen juntos: Tú saca al perro, yo saco al gato.

8 comentarios:

CALATRAVA dijo...

¡PAGAMOS A ESCOTE!

estrella dijo...

Sacar al perro es una obligación de quien quiere tenerlo, al gato no se le saca, se le abre la puerta, se facilita que entre y salga, el perro es el mejor amigo del hombre, el gato no es amigo de nadie y si le ponen mejor de comer en otra casa, se pira y no lo ves más. El perro es fiel y cómodo, el gato es nocturno, falso y remolón.
Para sacar al perro hay que ponerse ropa interior y zapatos cómodos, para el gato vale el vestido rojo sin sujetador.
Si puedo elegir, me hago responsable del gato.
bss

Rebe dijo...

Demasiado escote, demasiado pecho... ¡DEMASIADA ENVIDIA!

Felipe dijo...

La encargada intenta pronunciar Bruce Springsteen mientras se la chupa al jefe pero le sale fatal.

BERTA dijo...

Felipe, Caniche con Look Estival, las tres somos de gato y nos reímos de todos los que tenéis que sacar al perro aunque caigan chuzos de punta o haga un frío de los de cuando el grajo vuela bajo. Además, si los enseñas, los gatos saben muy bien donde lamer.

TUS TRES BBB
(BEA, BELÉN Y BERTA)

FUNCIO dijo...

SINTÍNDOO MOITO, NON POIDO OPINAR PORQUE O XEFE PEDÍUME EXPRESAMENTE UN INFORME DO DERRADEIRO LIBRO DE STIGLITZ, QUE DEBO LEER AO LONGO DA MAÑÁN E PASARLLE UN RESUMO DE DEZ LIÑAS, QUE É O MÁXIMO QUE EL PODE LEER E ASIMILAR AO DÍA, PORQUE EL É UN XESTOR ADICADO A XESTIONAR NON A PENSAR, ¿NON SEI SE SE ME COMPRENDE?

Nario dijo...

Funcio, ¿por qué a ti te encargan cosas tan raras y a mí no?

Malpicán dijo...

Rojillo, confésolle que esta noite soñéi con ese escote bermello despois de ver o post antes de ir pra cama.

Pola mñaán cando despertéi, din media volta, miréi para a Miña Santa, que dormía enfurruñada ó meu lado, que tamén levaba posto un camisón escotado, talla XXL, e comprobéi que sendo o mesmo non é o mesmo.

Bós días a todos.

Disculpade que entre pouco ultimamente pero ando moi liado con un campeonato de tute que temos na pulpeira.