Misas a cinco euros

jueves, 31 de mayo de 2012

Propuesta concreta: misas a cinco euros. Se trata de un precio económico por garantizarse la vida eterna. Ocho de cada diez españoles se declara partidario de la separación entre el Estado y la Iglesia. Ocho de cada diez españoles se declara católico. Ocho de cada diez católicos incumplen los preceptos católicos. Que los ocho católicos se paguen sus servicios religiosos privados parece una obviedad en un Estado que se declara aconfesional en su Constitución. El Gobierno conservador del Estado aconfesional ha recortado diez mil millones de euros en Educación y Sanidad. El Gobierno conservador del Estado aconfesional no ha recortado un euro de los diez mil millones de euros con que financia a la Iglesia Católica, a través de la casilla específica de la declaración de la renta, de la casilla no específica de la declaración de la renta, de las exenciones fiscales vinculadas a acuerdos anacrónicos, de las subvenciones a colegios de titularidad privada e ideario religioso con los que mantiene conciertos educativos, de las ayudas para conservación de patrimonio, etcétera. La sociedad está cambiando, los matrimonios civiles superan a los matrimonios por la iglesia, los padres ya no eligen mayoritariamente la materia de Religión para sus hijos, los católicos ven mayoritariamente normal la homosexualidad y el aborto... La sociedad está cambiando más cuanto más desarrollada es su región, aunque no conviene dar nombres para no herir sensibilidades propias de las identidades territoriales y desvirtuar le cuestión de fondo. Si cobrasen cinco euros por misa, las estadísticas y los datos financieros serían más fiables; si no, es cuestión de fe y, como decía Nietzsche, "tener fe significa no querer saber la verdad".

8 comentarios:

CALATRAVA dijo...

NO HAY MÁS CERA QUE LA QUE ARDE

Jesús Herrera Peña dijo...

Lo que no puede ser no puede ser y además es imposible.

Es imposible que un gobierno de derechas rebaje los privilegios monetarios y los otros a la iglesia.
Es imposible que un gobierno de izquierdas moderadas rebaje los privilegios monetarios y los otros a la iglesia.
Es imposible que un gobierno de centro rebaje los privilegios monetarios y los otros a la iglesia.
Es imposible que un gobierno de extrema izquierda llegue al gobierno.
Lo imposible no se puede hacer, ni ver, ni tocar. Sólo se puede soñar.

Felipe dijo...

Mi jefe ya le paga un plus a la encargada por chupársela cada día laborable, paga el servicio a las sudamericanas en el puticlub los sábados...

¡NO PRETENDERÁS QUE PAGUE 5 EUROS POR LA MISA DE LOS DOMINGOS!

Belén dijo...

Felipe, Cirio del Martirio, a ti estás cosas con ceras, velas, quemaduras y dolores placenteros seguro que te ponen, seguro que tu chico te castiga contra la pared y te atiza con la fusta hasta que llegas al orgasmo. Esas cosas en casa todavía, pero en esos locales oscuros a los que vais son muy cutres. Hasta a la Berta le parecen sitios incómodos, a ella que lo hizo incluso en un confesionario, aunque después puso una vela de un euro a Santa María Magadalena.

Tus Tres BB + B
(Bea, Belén + Berta)

estrella dijo...

Me cansa mucho hablar de la iglesia, me cansa su ansiedad por controlar la vida de los demás, me cansa su interés por colonizar moralmente, pero me fastidia enormemente su hipocresía y su manipulación, todo lo hacen por dinero y por poder político.
puag
P.D. Cuanda toca un post didáctico sobre temas importantes: sexo, mujeres y shopping.....

FUNCIO dijo...

NON DEA IDEAS. NA MIÑA PARROQUIA DE VERANEO, SE O SEÑOR CURA PÁRROCO POIDERA COBRAR 5 EUROS POR FELIGRÉS E MISA, DARÍA 10 MISAS DIARIAS, A RAZÓN DE 100 FELIGRESES POR MISA (SON TANTOS PORQUE ÍAN COMPETIR POR TER PREFERENCIA AO ENTRAR NO CEO), SERÍAN 500 EUROS POR MISA, 5.000 EUROS POR DÍA, MÁIS A MISA EXTRA DO DOMINGO ÁS 12 POLA QUE COBRARÍA O DOBRE... ¡VAMOS UN NEGOCIO DIVINO!

Nario dijo...

Funcio, mi madre, que es muy creyente, me dice que eche solo 20 céntimos al cepillo para no pecar de soberbio.

Moncho de Moeche dijo...

As misas son como as bodegas, onde se transforma a auga en viño.