Desamparo

martes, 1 de marzo de 2011

Amparo Muñoz, una deuda de mi generación. La recuerdo bellísima, la más bella entonces. La recordaré bellísima, la más bella siempre. Amparo y desamparo, una vida y una muerte, aunque la mataron varias veces antes de morir. La mujer se quiso imponer al objeto, no se lo consintieron. Un concurso de belleza sacó del anonimato a la simple secretaria. La bella oficial de la España tardofranquista, la bella oficial del Mundo… no, más, del Universo. La más bella renunciando a su título por sentirse utilizada. La más bella mostrando incipientes desnudeces en películas comerciales destinadas a espectadores pazguatos, desacostumbrados a ver cuerpos. La más bella demostrando sus dotes de actriz en películas serias destinadas a espectadores pazguatos, desacostumbrados a ver buen cine. La más bella sufriendo el escarnio de las revistas del corazón y de supuestos periodistas que tan pronto la dedicaban a la prostitución como la mataban de sida. La más bella dejándose llevar por la pendiente de la adicción a la droga. La más bella muriéndose joven y dejando dicho en sus memorias: "Yo he vivido mi vida lo mejor que he podido, intentando no hacer daño a nadie. Si a alguien le he hecho daño ha sido a mí misma y a mis padres, que han tenido que sufrir mucho por mí. Siempre le he tenido respeto a todo el mundo, a todo dios, cosa que no han hecho conmigo. Espero que empiecen a hacerlo a partir de ahora". Tras el desamparo, más que respeto, un recuerdo eterno. Tenía razón Hermann Hesse cuando afirmó que "la belleza no hace feliz a quien la posee, sino a quien puede amarla y adorarla".

6 comentarios:

Nachete dijo...

Yo soy más joven, la Amparo que me suena es la de Pozí.

Siro dijo...

Es difícil explicar la belleza.

Felipe dijo...

Mi jefe era más de Susana Estrada y Victoria Vera. Tiene todas las películas del destape, incluidas las de Fernando Esteso, su ídolo antes de Torrente.

Belén dijo...

Felipe, Elixir de la Eterna Juventud, rojillo es de otra generación.

La nuestra es más liberal y no tenemos esos traumas y esos mitos eróticos, lo hacemos sin más ¿verdad?

Tus tres BBB

Funcio dijo...

Por aquela época en Galicia eramos todos fans de Lola Flores, Carmen Sevilla e Julio Iglesias... ¿?

¡¡Igual que hoxe!!

Unos que vienen, otros que se van, unos que ríen, otros llorarán, la vida sigue igual.

Nario dijo...

Funcio, ¿te acuerdas de los Juegos Reunidos Geyper?