Mapa del clítoris

jueves, 25 de marzo de 2010

El mapa del clítoris, sí, repito, el mapa del clítoris. A partir de ahí, los murmullos (de cafetería o de parlamento), las crónicas (de aprecio o de desprecio), los cotilleos (de ambulatorio o de mercado), las burlas (de expertos o de ignorantes), los chistes (de simpáticos o de apáticos) y el machismo (de hombres o de mujeres). La directora del Instituto de la Mujer, Laura Seara, en su primera comparecencia ante la Comisión de Igualdad del Congreso, defendió un proyecto de investigación sobre el clítoris. El proyecto estudia la excitación sexual, las malformaciones, las alteraciones congénitas y las mutilaciones traumáticas (ablación), para mejorar los diagnósticos previos a las genitoplastias. Los conservadores, y paradójicamente las conservadoras, se cuestionan la relevancia de esta investigación financiada por el Ministerio de Igualdad. No les parece suficiente garantía que en la misma colaboren el Hamot Medical Center, la Rockefeller University o la Universidad Complutense. Quizás los conservadores y las conservadoras piensen, como Oscar Wilde, que "los hombres pueden ser analizados, las mujeres sólo pueden ser amadas". Del paternalismo al machismo hay menos de un paso.

13 comentarios:

Lulú dijo...

Ese tipo de debates me ratifican aún más en mi feminismo lésbico, cuestionando el papel de las mujeres y los homosexuales en la sociedad, tanto como el de los machos dominantes. Aunque históricamente el lesbianismo ha tenido una relación íntima con el feminismo, el feminismo lésbico se contextualiza mejor como un movimiento que surge del anterior a raíz de la insatisfacción con la segunda oleada feminista. Las feministas lésbicas intentamos desnaturalizar la heterosexualidad, y una vez hecho esto, planteamos hipótesis sobre sus raíces en instituciones y sistemas machistas tales como el patriarcado, el capitalismo y el colonialismo.

Drake dijo...

Él mapa del clítoris es más difícil de leer que el mapa del tesoro.

Winston dijo...

You know, Rojillo, that is dificult to determine that the clitoral structures surround and extend along and within the labia, determining that all orgasms are of clitoral origin. There is a direct relationship between the legs or roots of the clitoris and the erectile tissue of the clitoral bulbs and corpora, and the distal urethra and vagina. This interconnected relationship is the physiological explanation for the conjectured G-spot and experience of vaginal orgasm taking into account the stimulation of the internal parts of the clitoris during vaginal penetration.

estrella dijo...

opinar sobre la pertinencia del estudio, sobra, opinar sobre la relación entre las instituciones y sistemas y el feminismo, también, como no me declaro radical de nada, ni del feminismo, ni de la heterosexualidad ni del lesbianismo, solo puedo decir que la foto me tiene.... (sin palabras)

Alfred dijo...

Dear Winston, during sexual arousal and during orgasm, the clitoris and the whole of the genitalia engorge and change color as these erectile tissues fill with blood, and the individual experiences vaginal contractions. The sexual response cycle has four phases and is still the clinically accepted definition of the human orgasm. Someone can experience a sustained intense orgasm through stimulation of the clitoris and remain in the orgasmic phase for much longer than other people.

Rita dijo...

Un músculo que sirve solamente para dar placer debe estar protegido por ley y por las fuerzas de seguridad del Estado.

Siro dijo...

Cada clítoris, un mapamundi.

Felipe dijo...

A mi jefe, si le dan un mapa para localizar el clítoris, acaba en el culo. En los campamentos de la OJE zampaba bollos y cantaba el Cara al Sol, pero se le daban fatal las maniobras de campo y lo de interpretar mapas.

Berta dijo...

Felipe, Boy Scout, para localizar nuestros clítoris no hacen falta mapas, pero sí testosterona. Anímate, no pretenderás que te iluminemos los senderos del bosque. Tus tres BBB.

Funcio dijo...

A palabra clítoris non sae nos ordenadores da Xunta. Debe ser porque todo o tratamento de textos do programa informático é trilingüe (galego, castellano e inglés), pero non entra o latín. Pasa o mesmo con cunnilingus, fellatio e coitus interruptus.

Nario dijo...

Funcio, si metes en el ordenador excusatio non petita acusatio manifesta, te lo convierte en excusatio bipartita acusatio manifesta.

SusiCroft dijo...

Lo del clítoris está muy bien siempre que se estudie como un asunto médico, en su correspondiente ministerio, que no es el de igualdad. Si tratamos el tema de la ablación, ya entra dentro de la problemática de la mujer y hay que atajarlo con los medios legales que ya tenemos. Lo mismo que si alguien corta una mano a un hombre, ¡o su pene!, deberían tomarse las oportunas medidas legales. No veo necesario una financiación específica para ningún estudio, simplemente hay que meter en chirona a quien haga daño a una niña y no en base a un criterio de igualdad tal como se viene entendiendo últimamente, sino por el simple hecho de ser una persona. Las clases de educación sexual competen al ministerio de educación y es ahí donde deberíamos entrar a establecer unos objetivos convenientes de educación en igualdad, que ya tenemos. Lo que me estoy temiendo es que se ha asignado un presupuesto importante a este ministerio y no se sabe muy bien en qué gastarlo. Trasládenlo a los correspondientes afectados, Sanidad, Justicia y Educación, y tendremos un mundo mejor, más sano y más igualitario.

Soy beatriz dijo...

He leído todos los artículos anteriores y no me fue posible dejar un comentario, veré si aquí si.
Excelentes todos los artículos que publicaste. Me siento identificada con los razonamientos que expones y las realidades que se ven a simple vista.
Un abrazo!!!