Deslenguado

viernes, 6 de marzo de 2009

¡Basta de demagogia oportunista con la lengua! Titular de “La Voz de Galicia” cinco días después de las elecciones: “Feijoo dejará elegir a los padres en qué idioma escolarizan a sus hijos”. Texto: “Feijoo, que en una entrevista radiofónica proclamó que “se acabaron las galescolas”, reiteró su propósito de derogar el decreto del gallego en la enseñanza, que truncó el consenso político en ese ámbito, para extender la libre elección a la educación infantil. En ese sentido, corroboró que los padres podrán decidir en qué idioma quieren que estudien sus hijos las asignaturas troncales en el próximo curso. Su idea es promover una encuesta entre las familias para conocer su opinión. Insistió también en que los alumnos podrán dirigirse a sus profesores en gallego o en castellano o emplear libros de texto en las dos lenguas. Hasta aquí, la teoría. Ahora falta el encaje práctico. El líder del PPdeG todavía no tiene decidido, por ejemplo, cómo aplicará esas directrices, aunque es consciente de que la Administración carece de recursos para “duplicar el sistema educativo” y sostener el coste de un modelo de enseñanza en gallego y otro en castellano”.

Este deslenguado miente, con los mismos labios con que reza, cuando dice que el consenso lingüístico fue roto por socialistas y nacionalistas, pues sabe que fueron los conservadores quienes, tras unas llamadas de Madrid, lo hicieron sin rubor, de un día para otro, y, desde entonces, fomentaron, con fines electorales, un conflicto lingüístico inexistente en las aulas. Pero, hoy no me paro en sus habituales mentiras, ni en la conveniencia o no del decreto de gallego, simplemente quiero recordarle a Feijoo la legislación educativa. La LOE, que, como su nombre indica, es una ley orgánica, en su capítulo tercero, sobre escolarización en centros públicos y privados concertados, artículo 84, sobre admisión de alumnos, punto 3, dice que “en ningún caso habrá discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social”. Preguntas: ¿Feijoo va a discriminar a los alumnos por su condición o circunstancia personal lingüística? ¿Habrá segregación de los alumnos por lengua? ¿Cuánto va a costar esa multiplicación ilegal? ¿Quién la va a pagar?

12 comentarios:

Xabier Pita Wonenburger dijo...

Totalmente de acuerdo.Brillante comentario, Don Pedro

Malpicán dijo...

O peixe non parece de piscifactoría, así que volta e volta á plancha e con abundante Albariño estaría de rechupete para compartir unhas viandas cos da pandilla, que lle somos máis ben do castrapo e non temos estas teimas lingüísticas como tampouco temos xa nenos en edade escolar ¡quen poidera telos outra vez!

P.D. Rojillo, a ver si volve a poñer aquelas fotos bonitas e deixa xa de poñer bichos.

Susana Bermúdez dijo...

Por fin los padres estamos tranquilos porque la educación de nuestros hijos está en buenas manos y seremos nosotros los que libremente escogeremos el colegio que queremos para ellos, el colegio que mejor se adapte a nuestras creencias y tradiciones, no el que nos indiquen unos sectarios.

esther fontán dijo...

Me considero gallega hasta la médula; hablo, leo y escribo en gallego con absoluta soltura y libertad; pero con esa misma libertad siempre sostuve que las ideas y los conocimientos no se imponen o enseñan a "macha-martillo", porque esa es la mejor fórmula para convertirlas en odiosas e inaceptables pues remueven los resortes más íntimos de la libertad individual.Nuestra lengua forma parte de nuestra cultura, de nuestra historia y de nuestro ser, no debemos ni podemos arrinconarla pero tampoco imponerla hasta el extremo de que se convierta, no en un lugar de encuentro entre los gallegos,sino en un lugar de confrontación... flaco favor le hacemos así a la lingua y a la lengua.
Soy de las madres que quieren que sus hijos respeten, hablen y quieran el gallego, pero no a costa del castellano; de esas madres que quieren que sus hijos se entiendan con un asturiano, un andaluz o una madrileño (por no citar a un argentino, colombiano o mejicano) porque hay algo que les une: una lengua, parte de una historia común; de esas madres que compran con sus hijos libros de autores gallegos que ellos mismos escogen y luego los comenta con ellos en gallego; de esas madres, en fin, que quieren que sus hijos se sientan gallegos y españoles, españoles y gallegos, "nin antes nin despois, senón ó mesmo tempo".
Y dicho esto, no puedo menos que coincidir plenamente contigo en que una cosa es la teoría y otra muy diferente la práctica (amén del asunto de la discriminación para los "usuarios" de ambas opciones lingüísticas).
Aquí se necesita mucho "sentidiño" y un gran acuerdo (y ya definitivo que los que más pagan los platos rotos en sus resultados académicos son, a la postre, los chicos)por parte de todos los sectores implicados: padres, docentes y administración, y sin sacar los pies del tiesto constitucional.
Pero claro, qué te voy a contar que tú no sepas!; en esto se hace bueno aquel refrán tan nuestro..."o falar non ten cancelas".

Anónimo dijo...

Sr Armas y usted ¿cómo le llama a que un niño cuya lengua materna es el castellano sea obligado a ser escolarizado en gallego? ¿Imposición quizás?
A lo mejor para algunos socialistas sea éste un detalle sin importancia sin ir más lejos para el señor Montilla cuyos hijos estudian en el colegio alemán a salvo de inmersiones lingüísticas.

rojillo dijo...

Aclaraciones, probablemente innecesarias, para los que no comprenden, o no quieren comprender, lo que escribo, y para los que desconocen lo que he hecho y lo que pienso:

1. He dicho que no hablo del Decreto del Gallego en la Enseñanza, por el momento.

2. He dicho que el PP actúa de modo hipócrita. Repasen hemerotecas o el DOG y verán quien aprobó la Ley de Normalización Lingüística, de la que deriva el Decreto, en cuya gestación estuvo el PP hasta el último momento.

3. He dicho que se tenga en cuenta la legislación. No hablo de impresiones particulares, o experiencias personales, como padre, profesor o alumno.

4. He dicho que en los colegios no está el problema. No había, antes del Decreto, y no hay, con el Decreto, problema lingüístico de los niños y menos problema de comunicación entre alumnos y docentes. El problema lo tienen ciertos padres y ciertos políticos.

5. He dicho que Feijoo coloca, de modo demagógico, oportunista y mediático, a los padres en el eje de la enseñanza, porque ni los maestros ni los alumnos le han votado.

6. He dicho que Feijoo les ofrece a los padres, a los que nombra interlocutores de conveniencia, algo ilegal e inviable. Quien quiera creerle que le crea. De momento, careta; después, maquillaje. Tiempo al tiempo.

Salud y saludos.

Demócrata Falante dijo...

El PSOE perdió la elecciones por aceptar el antiespañolismo radical y antidemocrático de sus socios. Han dejado imponer, contra la voluntad de la mayoría de los gallegos, un modelo lingüístico que ni usted mismo acepta para sí, ni mucho menos está dispuesto a practicar, como es su derecho. Los gallegos hablamos gallego si queremos, no si nos lo manda un maldito gobierno dictatorial como el que presidió Touriño. DICTADURA LINGÜÍSTICA DO BNG-PSOE, NUNCA MÁIS.

EL FLAUTISTA DE HAMELÍN dijo...

Escribe usted:
El líder del PPdeG todavía no tiene decidido, por ejemplo, cómo aplicará esas directrices, aunque es consciente de que la Administración carece de recursos para "duplicar el sistema educativo” y sostener el coste de un modelo de enseñanza en gallego y otro en castellano".


Como me suena esto rojillooooooo... dónde lo he leídoooooo.... .
Totalmente de acuerdo con el comentario, sea de usted, fuera plagiando ideas de otros. Sí el próximo Conselleiro de Facenda es el tiralevitas P. Arias y, su plan de austeridad....... "la caridad nos ampare" . Ni de coña, suelta un duro para los dos modelos educativos... a lo mejor, a los rapaces le pone un canón para amortizar el mobiliario escolar.
Salud

Docente y Colorado dijo...

En este país tenemos la bendita costumbre de que todo el mundo sabe de educación y todos somos entrenadores de fútblo. Yo de educación se un poquito. desde luego para poner en práctica real el demagógico anuncio de que cada cual elegirá el idioma de escolarización sólo existen dos posibilidades reales:

1. Superinyección económica en el sistema para prácticamente duplicar la plantilla de profesorado, cosa que según el programa del pp no aparece en ningún lado.
2. Destierro y segregación del alumnado y profesorado por causa lingüística.

Porque digo yo que los y las docentes también tendremos derecho a elegir la lengua en la que enseñamos...

Otra vez al carallo la educación en Galicia. Joder la que nos espera...
(Perdón por los tacos pero los profes a veces también nos cansamos de que nos estén manipulando constantemente)

Lulú dijo...

¿Cuántos escriben en gallego en este blog? Pues eso...

Adam Smith dijo...

Fragmento de la narración costumbrista "Cosas", del escritor gallego Alfonso Rodríguez Castelao:

El padre de Migueliño venía de las Américas y el chaval no cabía de gozo en su traje festivo. Migueliño sabía con los ojos cerrados cómo era su padre, pero antes de salir de casa echó una ojeada al retrato.

Los americanos ya estaban desembarcando. Migueliño y su madre esperaban en el muelle del puerto. El corazón del muchacho latía con fuerza en su pecho y sus ojos observaban la muchedumbre en busca del padre añorado.

De repente ve a uno de lejos. Era el mismo del retrato, aún con mejor aspecto, y Migueliño sintió un gran amor por él, y cuanto más se acercaba el americano más ganas tenía el niño de darle muchos besos. Pero el americano pasó de largo sin mirar a nadie, y Migueliño dejó de quererlo.

Ahora sí, ahora sí que era. Migueliño vio otro hombre muy bien trajeado, y el corazón le decía que aquel era su padre. El muchacho tenía muchas ganas de besarlo hasta hartarse. ¡Tenía un porte tan señorial! Pero el americano pasó de largo y ni tan siquiera reparó en que le seguían angustiados los ojos de un niño.

Migueliño escogió así muchos padres que no lo eran y los quiso a todos locamente.

Y cuando miraba con más angustia se dio cuenta de que un hombre estaba abrazando a su madre. Era un hombre que no se parecía al retrato; un hombre muy flaco, con un traje muy holgado; un hombre de cera, con las orejas salidas, los ojos nublados, tosiendo...

Aquel sí que era el padre de Migueliño.

¿SOMOS GALEGOS OU QUE CARALLO SOMOS?

Balzac dijo...

Leo mucho. Leo pocos libros en gallego, porque la literatura gallega es mediocre. Son escasas las excepciones: Álvaro Cunqueiro y poco más. Los mejores autores gallegos escribieron en castellano: Ramón María del Valle Inclán, Emilia Pardo Bazán, Gonzalo Torrente Ballester... En literatura, no hay nacionalismo, hay calidad literaria o no.