Carta de Berlusconi a Aguirre

domingo, 26 de octubre de 2008



Carísima Esperanza:
Te resumo las medidas que hemos aprobado en materia de reforma educativa, para tu conocimiento y para que las apliques cuando seas Presidenta de España. Han sido concebidas por otra gran mujer de ultraderecha, mi ministra de Educación, Mariastella Gelmini, abogada calabresa de Forza Italia. Dado que el “decreto Gelmini” es perfecto, lo hemos aprobado en la Cámara de diputados, por la vía de urgencia, sin debate, porque yo impuse el voto de confianza.
La edad de escolarización obligatoria bajará de los dieciséis a los catorce años; ya se apañarán los jueces con los delincuentes juveniles. Las jornadas semanales en la escuela se reducirán a la mitad; ya se apañarán las abuelas con el tiempo libre de sus nietos. Las clases de primaria volverán a tener un maestro único; ya se buscarán la vida los gandules profesores de apoyo. Los niños usarán obligatoriamente mandilón; así se mantendrán el orden, la higiene y la igualdad entre los que deben ser iguales, es decir, los pobres. La nota de conducta se implantará como prioritaria; se prohibirá el paso de curso a los indisciplinados. La asignatura “Ciudadanía y Constitución” se impartirá en todos los cursos; te servirá de modelo para cuando sustituyas la “Educación para la Ciudadanía” impuesta por los rojos en tu nación. Los libros de texto van a estar digitalizados; se suprimirán esos arcaicos sistemas de préstamo y renovación gratuitos. Los centros se transformarán en fundaciones; en vez de institutos habrá institutrices. En definitiva, desmantelaremos la escuela pública y ahorraremos diez mil millones de euros, que podremos dedicar a la escuela privada o, mejor, a la televisión privada.
Como bien sabes, ya somos, según datos de la OCDE, el país desarrollado que menos dedica en sus presupuestos a educación, pero detraeremos todavía más fondos de este capítulo innecesario. Pagamos poco a los profesores, pero reduciremos noventa mil con la medida del maestro único. Tenemos un promedio de casi treinta niños por aula, pero la mitad de ellos son hijos de inmigrantes, para los que estamos estudiando la propuesta de la Liga Norte de hacerles exámenes de italiano, segregando a los que no alcancen el nivel; ya he declarado a mis medios de comunicación que "no es racismo, sino sentido común".
Por cierto, en una de las miles de manifestaciones contrarias a estas medidas, unos estudiantes Erasmus portaban una pancarta, en español, que no comprendí. Acláramela, por favor, a vuelta de correo. Decía: “Cuando las barbas de tu vecino veas pelar, pon las tuyas a remojar”.

Serás siempre mi Esperanza. Siempre tuyo, Silvio, tu Cavaliere.
Roma, 26 de octubre de 2008

3 comentarios:

TONECHO ÁLVAREZ dijo...

Del Trío Calavera Educativo Pepero (Mari(ano), Espe y Pili del Castillo) creo que con responsabilidades de Gobierno sólo queda Espe. De todas formas con el peligro que tiene aplicando "políticas sociales" no me extrañaría nada que cundiese el ejemplo. Para ejemplo los hospitales de reciente inauguración que contentos tienen al personal sanitario madrileño.

Esther Fontán dijo...

Uyyy, que a éste se le ha subido el botox al cerebro!! Si ya decía yo que tanta cirugía no podía ser buena; a lo mejor es que el doctor se ha pasado un pelín y al realizarle el implante de pelo le han hecho una lobotomía parcial...pobre hombre, de ahí sus desvanecimientos.En fin el remedio a sus males es muy sencillo, como decía aquella vieja (y memorable) canción: "habla pueblo habla"...

jepero dijo...

Berlusconi, otro que, junto con Bush, pasará a la historia por ser el peor y mas corrupto presidente de su país.
Está claro que cuanto mas inculto sea el país, mas libertad tendrá para sus tropelías, pero debe ignorar que también puede ser el caldo de cultivo de males mayores.
Cada día parece mas descerebrado el 2º "amante" de Bush (el primero es Aznar, no?)