Presidente Rouco

lunes, 29 de diciembre de 2008


El Presidente Rouco en la misa mitin para defender a la familia católica, apostólica y romana estuvo más comedido que en la anterior, porque no hay elecciones generales inmediatas. El demonio es Zapatero, Touriño y Patxi López son simples pecadores autonómicos.

El Presidente Rouco, ante miles de fieles siervos y siervos fieles, centró su homilía centrista en el aborto, “una de las lacras más terribles de nuestro tiempo”, y estremeció a los presentes aludiendo a los “sacrificados por la sobrecogedora crueldad”. Pero, además, aprovechó para atacar al cruel gobierno socialista por promulgar leyes heréticas, sobre el matrimonio contra natura, el divorcio exprés o la educación para la ciudadanía, y por promocionar el uso del condón entre los jóvenes.

El Presidente Rouco, no obstante, estuvo políticamente correcto. Utilizó un lenguaje amable y al alcance de todos, porque "el lenguaje de la creación es claro e inequívoco respecto al matrimonio: un varón y una mujer, el esposo y la esposa que se aman para siempre y dan la vida… el modelo de la verdadera familia, cuya actualidad no pasa nunca”. Además, para reforzar su mensaje navideño, recurrió a sedantes palabras papales, ergo del Espíritu Santo, como: “la familia es la principal agencia de paz”.

El Presidente Rouco estuvo comedido, pero su mensaje crece entre sus seguidores reaccionarios. Así, según el arzobispo de Valladolid, "¿quién es el Gobierno para adoctrinar a los adolescentes? ¿Por qué no se dedica a resolver los verdaderos problemas, en vez de tratar, con su supuesta progresía, de ganar votos de jovencitos burgueses proporcionándoles sexo seguro, que es inseguro y que embrutece?". Así, según declaraciones radiofónicas de una activista provida, “¡el aborto es el responsable de que los jóvenes hagan botellón, de que se droguen, de que se maten en las carreteras y de que aumenten los casos de cáncer de mama!”. Menos mal que Rouco sólo es Presidente… de la Conferencia Episcopal.

Eolo

domingo, 28 de diciembre de 2008


Versión mitológica y “wikipédica” del concurso eólico impulsado en Galicia contra viento y marea. Aviso a lectores poco avezados de que sólo el contenido entre paréntesis es añadido del autor:

Eolo (Quintana), Señor de los vientos, hijo de Hípotes (Beiras), vivía en la isla flotante de Eolia (Galicia) con sus seis hijos y sus seis hijas. Zeus (Touriño) le había dado el poder de controlar los vientos, Eolo (Quintana) los tenía encadenados en un antro profundo, donde los gobernaba con un dominio absoluto, apresándolos o liberándolos a su antojo, ya que todos los vientos liberados podrían provocar graves desastres en el cielo, la tierra y las aguas. Eolo (Quintana) era responsable del control de las tempestades, y los dioses (conselleiros) le pedían en algunos casos su ayuda, como hizo Hera (Ánxela) para impedir que Eneas (Aymerich) desembarcase en Italia (Cuba). También trató de ayudar a Odiseo (Blanco), que lo visitó al retornar a Ítaca (Compostela). Eolo (Quintana) lo trató muy bien, y le dio un viento favorable, además de una bolsa que contenía todos los vientos y que debía ser utilizada con cuidado. Sin embargo, la tripulación de Odiseo (Blanco) creyó que la bolsa contenía oro y la abrió, provocando graves tempestades. La nave terminó regresando a las costas de Eolia (Galicia), pero Eolo (Quintana) se negó a ayudarles de nuevo. Eolo (Quintana) es representado empuñando un cetro, como símbolo de su autoridad, y rodeado de turbulentos remolinos, los vientos.

Belén

jueves, 25 de diciembre de 2008

Si Jesús hubiese nacido hoy en Belén, sería un palestino sin Palestina. Pero, iba a ser difícil que su madre, María, de Nazaret y quizás israelí, y su padre, José, de Jerusalén y quizás palestino, estuviesen casados, e iba a ser imposible que ambos fuesen a Belén. Están prohibidos los matrimonios mixtos y la entrada libre en Belén. Ni los Reyes Magos, quizás persas, podrían acceder al portal, por mucha estrella que les guiase.

Belén no es hoy una bucólica aldea con pastorcillos y tamborileros, sino una ciudad ocupada ilegalmente desde la Guerra de los seis días en 1967. De nada han servido las sucesivas resoluciones de las Naciones Unidas exigiendo a Israel la retirada de los territorios palestinos de Cisjordania. Las siglas USA prevalecen sobre las siglas ONU. Aun así, aparentemente, este año Belén está disfrutando de una feliz Navidad. El movimiento Al Fatah controla en parte la seguridad y unos doscientos cincuenta mil turistas visitan la cuna del cristianismo estos días, algo que no sucedía desde el inicio de la segunda Intifada en 2000.

Pero, si Jesús hubiese nacido hoy en Belén, sería un niño palestino y, por ello, considerado un potencial terrorista. Podría ver como es bombardeado el portal donde nació. Podría carecer de agua potable, luz, pañales o medicamentos. Podría circular sólo por la ciudad, sin salir de ella. Podría trabajar, por un sueldo mísero, en la construcción del muro que la aprisiona. Podría ser despertado cualquier noche cuando los soldados entrasen impunemente en su casa para inspeccionar, destrozar o atemorizar. Podría ser golpeado en un “checkpoint”. Podría ser detenido sin cargos. Podría ser crucificado sin cargos… Gloria y paz en el portal de Belén, más de dos mil años después.

Favela 23

miércoles, 24 de diciembre de 2008

El día veintitrés Carla Bruni celebró su cumpleaños en la favela de Pavâo-Pavâozinho en Río de Janeiro. Unas decenas de niños pobres le cantaron el “Happy birthday” y unas decenas de niñas pobres desfilaron ante la primera dama como aspirantes a modelos del proyecto no gubernamental “Moda Fusion”. La favela se llenó de ritmo, luz, color, glamour…

Favela 24

El día veinticuatro en la favela de Pavâo-Pavâozinho todo volvió a la normalidad…

Peatonal

lunes, 22 de diciembre de 2008

A las calles peatonales Tierno Galván les llamaba “calles de sólo andar”. Ahora el urbanismo se ha vulgarizado y democratizado. Ahora todos opinamos sobre planes generales de ordenación urbana, áreas metropolitanas, suelos edificables, redes de transporte o corredores verdes. Es bueno que exista el debate urbano, pero es mejor que sea a partir de propuestas innovadoras de expertos. Un ejemplo: el plan Busquets para A Coruña. Un plan pensado para el peatón, para el ciudadano que va a pie por las vías públicas.

Por cierto, en vez de calles peatonales deberíamos decir calles para peatones. La palabra “peatonal” ha entrado con calzador en el Diccionario de la Real Academia Española. Aunque se ha popularizado, no deja de ser una palabra horrible. En español no hay otros sustantivos terminados en –ón que deriven en adjetivos terminados en –al. Ni la calle por la que pasa un furgón es “furgonal”, ni la avenida por la que transita un camión es “camional”, ni la pista por la que aterriza un avión es “avional”. Peor aún es la derivación del adjetivo peatonal en el supuesto verbo “peatonalizar”, que no existe, como tampoco existe “peatonalización”. Cuando un concejal propone la “peatonalización” del casco histórico de su ciudad está “concejalizando” el lenguaje. Echo de menos al maestro Tierno.

Zapatiesta

martes, 16 de diciembre de 2008

Un periodista iraquí zapatudo intentó zapatear doblemente a Bush en una rueda de prensa, pero el ágil presidente evitó ambos zapatazos y se quedó en zapatiesta lo que pudo ser una zapateta. Zapatudo es quien usa zapatos grandes. Zapatear es golpear con el zapato. Zapatazo es el golpe dado con el zapato. Zapatiesta es una trifulca, una disputa, una bronca. Zapateta es la acción de golpear con un zapato a alguien, brincando al mismo tiempo en señal de regocijo.

Tratar a uno a zapatazos es tratarlo duramente, sin consideración ni miramientos. No es diplomático, no es de buena educación y no es una muestra de urbanidad, aunque no sé si en Irak quedan urbes. No sólo eso, sino que el iracundo iraquí insultó a Bush llamándole “pedazo de perro”, grave ofensa entre los musulmanes, aunque no sé si será un pecado completo o medio pecado, por aludir sólo a una parte del animal.

Al fallar el zapateador, el incidente se queda en percance. Quizás hasta le devuelvan su par de zapatos y pueda subastarlos en Sotheby´s. Si hubiese acertado, el gabinete de abogados de Bush le habría acusado de intento de magnicidio y habría demostrado la utilización de las ocultas armas de destrucción masiva en el atentado. Un minuto después, el gabinete de asesores de Rajoy habría acusado a Zapatero de provocar la zapateta con su alianza de civilizaciones. No sé por qué, me entran ganas de gritar: ¡viva Zapata!

Showcialismo

lunes, 15 de diciembre de 2008

Eché de menos la Internacional al final, pero no hagan caso a un nostálgico y anticuado rojillo que no acaba de asumir el “american way of life”. La proclamación del candidato socialista a las próximas elecciones autonómicas gallegas fue un espectáculo magnífico, lleno de modernidad: música anglosajona marchosa, entrada de cargos a ritmo de pop-rock, escenario audiovisual brillante, combinación sutil de colores, proyección secuenciada de mensajes, derroche de vatios luminosos, cortinas de leds y cañonazos de confeti. Algunos, confundidos, veían a Touriño negro y leían en las pantallas “¡yes, we can!” en vez de “é moito o que nos xunta”.

Un apoyo institucional evidente: presidentes autonómicos, ministros, conselleiros, alcaldes, presidentes de diputaciones, parlamentarios nacionales y parlamentarios autonómicos. Un apoyo orgánico evidente: presidente del partido, vicesecretario general, secretarios de otras comunidades, miembros de la ejecutiva nacional gallega y miembros del comité nacional. Un apoyo social evidente: sindicatos, asociaciones culturales, de discapacitados y de vecinos. Un apoyo de la militancia masivo.

Un candidato serio, correcto, moderado, creíble; un buen candidato para Galicia. Un discurso sobrio, descriptivo, previsible, largo; un buen discurso para generar confianza, más que ilusión. Puede ser una combinación acertada: euforia en la escenografía y cordura en el candidato. Más euforia y cordura que emoción. Pero, insisto, no hagan caso a uno al que todavía le gustan más los cantautores que las bandas de pop-rock. Agrupémonos todos…

Campanas

jueves, 11 de diciembre de 2008

¿Por quién tocan las campanas? Por Cañizares, arzobispo de Toledo y ahora prefecto de la Congregación de Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos del Vaticano. El gran Ratzinger ha nombrado al pequeño Ratzinger -así le llaman sus colegas de la curia- para que ponga más orden en las cosas del creer. Cañizares es un cardenal tan joven para cardenal, tan obediente para lo que proceda, tan reaccionario para lo que procede, tan… tan… tan… repicaron durante diez minutos las campanas de la catedral de Toledo, para demostrar el júbilo de los toledanos porque se vaya a Roma. Bueno, a Roma ya iba una vez al mes a las reuniones de la Congregación de la Doctrina de la Fe.

Cañizares pasa a ocupar uno de los ministerios vaticanos. Zapatero no fue quien de darle un ministerio en España a su Eminencia. Quizás no lo hizo porque el primado era uno de los miembros de la Conferencia Episcopal más eficaces en la negociación sobre financiación de la Iglesia católica y más combativos contra el matrimonio homosexual, el divorcio rápido, la retirada de crucifijos en las aulas, la obligatoriedad de la asignatura de Ciudadanía, la no obligatoriedad de la asignatura de Religión o la no dedicatoria de una placa a Santa Maravillas en el Congreso. Quizás el Papa sí lo hizo porque intuye que las virtudes de Cañizares, sumisión, obediencia, disciplina y firmeza, que le llevaron pronto de obispo a arzobispo y a cardenal, sumadas a sus retrógrados posicionamientos políticos y a algún posible milagro, virtual y futuro, han de conducirle a la probable beatificación y, quién sabe, santificación. En España nos deja sus buenas relaciones con Bono y de la Vega. Nos deja su claridad y su riqueza léxica, con perlas como: “la sociedad española está enferma”, “la cristofobia es el odio a sí mismos"” o “la falta de fe explica la crisis”. Nos deja una calle con su nombre en Utiel, antes llamada Trinidad. Nos deja una doble procesión del Corpus Christi en Toledo. En fin, nos deja… en paz. Vaya con Dios. Pero, no echemos las campanas al vuelo.

Aceituneros

lunes, 8 de diciembre de 2008

“Andaluces de Jaén, aceituneros altivos, decidme en el alma: ¿quién, quién levantó los olivos?”. Así empezaba su famoso poema Miguel Hernández en 1937. “Nunca un partido de la liga de fútbol sala de Úbeda había tenido tanto público. Cientos de africanos pueblan las gradas del polideportivo. Pero no están ahí por el espectáculo. Esperan a que termine el encuentro para ducharse en los vestuarios y acomodarse para pasar la noche. Es la sexta que algunos duermen allí. Aguardan a que algún "jefe", como llaman a los capataces de los olivares, les contrate para la temporada de la aceituna, que ha empezado esta semana. Con las mismas escasas perspectivas de trabajo hay en Jaén más de dos mil inmigrantes. La mayoría se tendrá que ir de la provincia con las manos vacías de olivas y de dinero”. Así empieza su crónica Pablo Linde en 2008. "Dos españoles muy responsables se ofrecen para la recogida de la aceituna". Así empieza una nota mal pegada en la puerta de un bar de Úbeda.

Crisis, falta de trabajo en la construcción, retorno de temporeros, billetes gratuitos que desplazan el problema, capataces en estaciones de tren, selección preferente de jornaleros españoles, miles de jornaleros extranjeros, inmensos campos de olivos, albergues abarrotados, pabellones transformados en improvisados campamentos, cajeros automáticos convertidos en habitaciones mínimas, temperaturas bajo cero, cartones por los suelos, Protección civil, coro rociero, comidas de Cáritas, bocadillos, dulces, chocolate, leche, latas de atún, latas de sardinas, congoleños, cameruneses, nigerianos, senegaleses, malíes, marroquíes, argelinos, musulmanes, cristianos, blancos, negros, moros, espontáneos partidillos de fútbol internacional, goles, gritos, aplausos, medallas de ilusión momentánea… No hay trabajo, no hay papeles, no hay esperanza.

¡Qué distinto y en el fondo igual, querido Miguel!

¡Cuántos siglos de aceituna,
los pies y las manos presos,
sol a sol y luna a luna,
pesan sobre vuestros huesos!

Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
pregunta mi alma: ¿de quién,
de quién son estos olivos?

Moda

viernes, 5 de diciembre de 2008

Esta temporada se llevan las sandalias de inspiración étnica y los expedientes de regulación de empleo, los brazaletes con estampados de leopardo y los subsidios a parados endeudados, las faldas muy cortas y las hipotecas muy largas. Lo siento, Louis Viutton, ni la sofisticada Madonna en un café parisino me hace pensar ahora en los lujos de tu moda. Por cierto, cada vez está más joven. Voy a tener que coincidir con Savater en que “a diferencia de la vejez, que siempre está de más, lo característico de la juventud es que siempre está de moda”.

Corderitos

lunes, 1 de diciembre de 2008

País laico, fiestas laicas. No se trata de contentar a los creyentes de todas las religiones. Ni la tradición de las fiestas católicas las justifica como fiestas oficiales, ni hay que autorizar fiestas oficiales a musulmanes. Las fiestas religiosas, como las religiones, deben ser privadas, no públicas. Como para cualquier actividad privada, puede autorizarse el uso de espacio público para su celebración, pero no deben contar ni con financiación pública ni con un día festivo oficial.

En sentido contrario, el Aid el Kebir, día del cordero sacrificado, será festivo oficial a partir de 2010 en Melilla. De hecho, ese día los musulmanes funcionarios ya no acuden al trabajo, los comerciantes cierran sus negocios y los maestros cierran sus colegios. Argumento para llevar adelante la propuesta: en Melilla hay nueve fiestas católicas y ninguna musulmana. Argumento, pues, compensatorio. En vez de suprimir o sustituir las nueve fiestas religiosas católicas por fiestas laicas, se sustituye una católica por una musulmana, por el momento. Como es una fiesta cuya fecha depende de la luna, ya tienen problemas para encajarla en el calendario oficial. Sí, Perich, sí, “la religión sirve para ayudarnos y consolarnos ante unos problemas que no tendríamos si no existiese la religión”. Primero corderitos, luego borregos.

Pornografía

sábado, 29 de noviembre de 2008

La crisis mundial es obscena. Su génesis está en los orgásmicos placeres de capitalistas neoliberales entregados a inconfesables vicios en un inmenso burdel financiero. Ellos son los protagonistas de la pornográfica película de la crisis. Ellos conocen bien los cuartos oscuros de la misma. Ellos tienen la llave del burdel. Ellos, sólo ellos y ellos solos, dicen que saben cómo salir de la crisis. Un ejemplo: Berlusconi, para salir de la crisis en Italia, aplicará un impuesto de un 25% a "toda obra literaria, teatral y cinematográfica, audiovisual o multimedia, también realizada o reproducida sobre soporte informático o telemático, en la que estén presentes imágenes o escenas con actos sexuales explícitos y no simulados entre adultos", es decir, a toda obra pornográfica, mejor dicho, a toda obra que Berlusconi considere pornográfica. Como siempre, los inmorales salvando la moral, la moral de los demás. El cínico Adolfo Marsillach afirmaba que “en el fondo, la inmoralidad es una cuestión de estética, porque los desnudos hermosos son decentísimos y los feos inmorales”. No, no es cuestión de estética, sino de ética.

Cristofilia

miércoles, 26 de noviembre de 2008

Según monseñor Cañizares, la retirada de los crucifijos de las aulas demuestra la cristofobia de una sociedad enferma. Es la no aceptación de la realidad la que demuestra la cristofilia de una democracia inmadura. Que Rajoy, Cospedal, Rouco o Cañizares añoren el catolicismo franquista es anacrónico. Que Cabrera, Sánchez Piñón, Bono o Vázquez abran puertas a la democracia cristiana es incoherente. La legislación, la autoridad y la ideología, y no las creencias y las supersticiones de cada quien, debieran primar en los análisis de la sentencia que ordena la retirada de símbolos religiosos del colegio de Valladolid (véase “Cole sin cristos”). Así lo hacen Pepe Blanco o Mariano Fernández Bermejo. Democracia cristiana, socialdemocracia cristiana, socialismo cristiano… ¿por qué los adjetivos?, ¿por qué no socialismo?

La Ministra de Educación ha sacado a colación la autonomía de los colegios "a la hora de tomar decisiones en esta cuestión o en cualquier otra", al estilo británico. La autonomía de los centros, una de las bases de la LOE, está para otras cosas. Si se blande dicha autonomía para limitar derechos fundamentales, en vez de avanzar, retrocedemos. Llévese el argumento al extremo. Si un consejo escolar decidiese, por unanimidad, retirar los crucifijos y sustituirlos por cuadros de Santa Maravillas, estrellas de David o medias lunas musulmanas podría hacerlo, según la ministra, porque los consejos escolares son autónomos y tienen capacidad para decidir sobre cualquier asunto interno. Reducción al absurdo. Democracia mal entendida.

La Ministra de Educación de España no debe escurrir el bulto admitiendo que "deben ser los consejos escolares los que tengan la iniciativa y los que resuelvan las cuestiones". La Conselleira de Educación de Galicia no debe quedar bien ante la ministra simplemente repitiendo que “hay que respetar la iniciativa de los centros”. El Presidente del Congreso no debe salirse por la tangente alegando que "vivimos con suficiente experiencia democrática y sentido común para no darnos golpes a costa de la religión". La Secretaria General de los populares no debe despreciar los derechos de un solo alumno diciendo que “a la mayoría de los españoles no les molesta que haya crucifijos en las aulas”. No es molestia, es ley. La ley está para ser aplicada, la autoridad para ser ejercida, la ideología para ser manifestada y los ciudadanos para elegir a quien creen que aplica bien la ley, ejerce bien la autoridad y gobierna bien en coherencia con sus ideas.

Cole sin cristos

sábado, 22 de noviembre de 2008

Por fin, un juez ha ordenado la retirada de los símbolos religiosos de un colegio público. En las aulas y espacios comunes de un colegio de Valladolid ya no habrá cruces, sin cristos, ni crucifijos, con cristos. Treinta años de Constitución, para que se cumplan sus artículos catorce, sobre la no discriminación por razón religiosa, y dieciséis, sobre la libertad de creencia. Gracias, señor juez. Gracias, señores padres denunciantes. Los demócratas de este país les debemos una. Han sentado precedente jurídico y cívico.
Se trata de símbolos. Los símbolos merecen un respeto. Los ciudadanos también. Los niños más. La sentencia obliga a la retirada de cruces y crucifijos para respetar los derechos fundamentales de los niños durante una etapa básica en la conformación de su personalidad, ya que dichos símbolos podrían “provocar en esos menores el sentimiento de que el Estado está más cercano a la confesión con la que guardan relación". La sentencia se fundamenta en jurisprudencia del Tribunal Constitucional relativa a la condición laica del Estado español.
Habrá integristas católicos que saquen otra vez el debate sobre el velo islámico. Respecto al mismo me remito a “Tupido velo”, publicado en junio. Habrá pusilánimes que saquen otra vez el debate sobre la multiculturalidad en el país. Respecto al mismo me remito a “Con S de Santidad”, publicado en julio. Dudas y más dudas, dudas bizantinas. No se crean que no creo. Creo, como Nietzsche, que el hombre creó a Dios a su imagen y semejanza. Pero, no para colgarlo de las paredes de los colegios.

Maravillas

miércoles, 19 de noviembre de 2008

Bueno, Bono, bueno… podrías sustituir el día festivo dedicado a la Constitución por el día santo dedicado a Santa Maravillas. Buen Bono, te dejaste convencer por un vicepresidente conservador y miembro del Opus Dei para colocar una placa en homenaje a la monjita Maravillas de Jesús Pidal y Chico de Guzmán, perseguida por los rojos herejes durante la Guerra Civil, muerta en 1974, beatificada y canonizada de urgencia por el Papa Wojtyla, bien asesorado por el Espíritu Santo.

Bueno, Bono, bueno… qué menos que una placa, junto a la de la sufragista Clara Campoamor, para una carmelita que nació en un edificio de la Carrera de San Jerónimo donde hoy está el Congreso de los Diputados. Allí, buen Bono, deberías instalar, además, una campana, con la cual convocar a maitines, antes del amanecer, a sus señorías, para controlar desde muy temprano el absentismo y el laicismo parlamentarios. Podrías ordenar a los que lleguen tarde, como penitencia, que repitan mil veces: “España es un país católico”. Ya decía Unamuno que “todo acto de bondad es una demostración de poderío”. No obstante, como autoflagelación, tú deberías repetir mil veces la frase: “los de los partidos propios son unos hijos de puta”, dirigida a los compañeros socialistas que criticaron tu bondad mal entendida, porque eso, buen Bono, si se dice con los mismos labios con los que se reza, es pecado.

Mujer crucificada

sábado, 15 de noviembre de 2008

Una mujer crucificada (profanidad) y desnuda (procacidad), en un cartel con la pregunta: "¿quién paga por los pecados del hombre?" (virilidad), diseñado por la agencia Arnold Worldwide (creatividad), autorizado por el ayuntamiento de Milán (legalidad), en una campaña contra la violencia machista (brutalidad), organizada por la asociación “Teléfono Donna” (igualdad), ha provocado la reacción de los reaccionarios, que no toleran que se frivolice con el símbolo del cristianismo (cristiandad). En Milán tienen un Asesor del Decoro Urbano, que se ha propuesto evitar que la imagen blasfema sea colocada en quinientos espacios públicos (publicidad), para que no sean heridos los sentimientos religiosos de los ciudadanos (urbanidad). Esta absurda polémica no la entiende ni Cristo. Y es que, como decía Bernard Shaw, “el cristianismo podría ser bueno, si alguien intentara practicarlo”. Por ejemplo, Berlusconi (impunidad).

Guerra personal

jueves, 13 de noviembre de 2008

La de Afganistán era una guerra remota y aparentemente despersonalizada. Aparentemente despersonalizada, porque fue Bush quien personalmente decretó la represalia, la “guerra contra el terror”, personalizado en Bin Laden. Aparentemente despersonalizada, porque mi primo Gonzalo ha sido uno de los heridos en el último ataque talibán, que no atentado. Rendidos honores a los muertos y reconocido el valor de mi primo, con la cruz del mérito militar con distintivo amarillo, la eufemística “Operación Libertad Duradera” se ha convertido en algo personal para mí. Reconozco mi inconsciencia, pues debió haber sido algo personal desde el primer momento, porque, como cantaba Serrat, “entre esos tipos y yo hay algo personal”. Esos tipos son los talibanes musulmanes, visionarios y fundamentalistas, y los neoconservadores americanos, mesiánicos e integristas.
Algunos siguen empeñados en convencernos de que en Afganistán no estamos en guerra. La Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad, bajo mando de la OTAN, está allí para garantizar la transición política y para apoyar a la autoridad interina de aquel país. Es una “right war”, dicen ellos. Pero, guerra al fin y al cabo; sólo que el fin es imprevisible.
Hay más de setenta mil soldados de la OTAN desplegados en Afganistán. Un alto mando de las tropas ha calculado que harían falta cuatrocientos mil para concluir la ocupación. Obama ha anunciado que incrementará su contingente en diez mil soldados. Zapatero duda si hacerlo. Empezamos mandando menos de quinientos militares a una misión de “bajo riesgo”; ahora están destinados allí ochocientos españoles. Han muerto sesenta y dos en el Yak-42, diecisiete en el helicóptero Cougar, ocho en otros accidentes y ataques. Pero, los muertos no entienden de nacionalidades. Desde la decisión personal de Bush han muerto cuatro mil personas, de las que mil quinientas eran civiles. Una semana antes del ataque al blindado de mi primo los norteamericanos bombardearon por error una boda, matando a trece afganos, entre los que había mujeres y niños. Y es que, como decía Sartre, “cuando los ricos hacen la guerra, son los pobres los que mueren”.

Escuela de mala muerte

sábado, 8 de noviembre de 2008

Haití, Puerto Príncipe, La Promesa, nombres exóticos del Caribe colonial. Pero, La Promesa era una desvencijada escuela religiosa de una barriada marginal de Puerto Príncipe, la miserable capital del miserable Haití, cuyas tres plantas de endebles bloques, mal levantadas al pie de la inestable ladera de una colina, se han venido abajo, convirtiéndose en un infierno y llevándose a un supuesto cielo evangélico la otra vida de unas decenas de niños negros, mugrientos y pobres.

Hoy, aquí, otoño en el mundo rico, discutimos sobre la enseñanza de calidad, la educación en valores, la educación para la ciudadanía en inglés, la ley orgánica de educación, la educación como servicio público, la escuela como instrumento de cohesión social, la atención a la diversidad, la integración o segregación de alumnos inmigrantes, el diagnóstico en edades tempranas de alumnos con necesidades educativas especiales, los planes de refuerzo para frenar el fracaso escolar, el aumento de las becas, la dotación de las bibliotecas escolares, las actividades extraescolares, el transporte escolar, los comedores escolares, el compromiso de las familias con la educación, el papel de las asociaciones de padres, la implicación de los centros concertados en la escolarización equitativa, el estatuto de la función pública docente, la dignificación del profesorado, la formación permanente de los maestros, la autonomía de los centros educativos, la mejora material de los colegios, la reducción de la ratio de alumnos por aula, la eliminación del carácter asistencial de la educación de los más pequeños, la incapacidad de los responsables políticos de la educación, la importancia de porcentajes de enseñanza en lenguas autóctonas o foráneas… Discutimos sobre todo esto durante el otoño, el invierno y la primavera; en Navidades, Semana Santa y verano no lo hacemos, porque nos vamos de vacaciones.

En La Promesa más de setecientos niños y jóvenes, de hasta veinte años, compartían, hacinados, esa escuela destartalada, como el país. En Haití no hay Estado desde la sangrienta rebelión del 2004 que derrocó al presidente de un país ya destrozado por la inseguridad, la pobreza, la droga y el sida. Para colmo, durante este año cuatro huracanes han diezmado cientos de vidas humanas y campos cultivados. Haití es el país más pobre de América y tiene a ciento cincuenta países por delante y pocos por detrás en el índice de desarrollo humano de la ONU. Los haitianos son casi todos negros y católicos a su manera. Los haitianos tienen enseñanza obligatoria entre los seis y los doce años, aunque muchos no van a la escuela y las escuelas son insuficientes y deficientes. Los haitianos que adquieren una cierta formación emigran. Los haitianos no discuten sobre educación. En Haití no hay otoño, invierno ni primavera. Los haitianos no se van de vacaciones. Haití no es Tahití.

El Roto y Engels

martes, 4 de noviembre de 2008

Decía Abraham Lincoln que “el hombre nunca ha encontrado una definición para la palabra libertad”, sin embargo la esclavitud puede definirse como un modo de producción en el que los trabajadores son considerados medios de producción en propiedad, otra mercancía susceptible de compra y venta, que genera beneficios sólo al propietario. El concepto de modo de producción es un concepto temporal, histórico, que refleja el grado de desarrollo de una sociedad en un momento dado. Es un concepto marxista, teórico, que permite comprender la sociedad como un todo complejo, contradictorio, articulado y dinámico, que cuenta con tres estructuras básicas: política, ideológica y económica, una de las cuales prevalece como estructura dominante para la reproducción social en un periodo determinado. En el modo de producción del país más capitalista del mundo predomina la estructura económica. El Roto y Engels se conocen. Premonitorio.

Chico de barrio

domingo, 2 de noviembre de 2008

Obama es un chico de barrio, de barrio negro de ciudad oscura. Yo soy un chico de barrio, de barrio mestizo de ciudad cristal. Obama y yo. Chicago y Coruña. Disculpas por la pretenciosa y dispar comparación, pero las coincidencias llevan a identificarse. Por algo vital, intrínseco, íntimo, me identifico con Obama y no con McCain. Ni Obama ni yo nacimos en esas ciudades, pero nos hicimos en sus barrios pobres. Olvídense de mí.

Aunque se formó en las prestigiosas universidades de Columbia y Harvard, Obama ha repetido en campaña que en los barrios pobres del sur de Chicago recibió la mejor educación. "Allí aprendí a escuchar a la gente y a no intentar resolver los problemas con una agenda predeterminada". Ahora es candidato a presidente del país más poderoso del Primer mundo. No se olvida de que en los Gardens de Chicago, el Cuarto mundo, la pobre y sucia trastienda de una ciudad rica, comenzó su vida laboral como trabajador social. Barrios con problemas laborales, en el rust belt o cinturón oxidado de la gran urbe, donde las factorías de la industria siderometalúrgica prolongaban su agonía o cerraban por la crisis del modelo fordista de producción. Barrios con problemas de residencia y salubridad, con predominio de viviendas de protección oficial, ocupadas en su mayoría por negros, muchas de ellas con contaminación estructural, debido al tóxico asbesto, y contaminación ambiental, en el aire y el agua. Barrios con problemas de inseguridad y narcotráfico en sus calles. Barrios pobres.

Admiro a quien se dedica a la política después de haber demostrado su valía en otros ámbitos duros. Cuando veo que se considera valor añadido de un líder, un mérito, el haber forjado toda su carrera personal al amparo de un partido político, desde la participación juvenil a la madurez, noto que falta algo básico en la conformación de su experiencia. La vida está ahí fuera. Conviene no convertir en líderes a individuos que la sociedad genera, sino a los que necesita. Suerte a ese chico de barrio.

Mariconadas las justas

viernes, 31 de octubre de 2008

Mariconadas las justas, provengan de la realeza borbónica o de la curia vaticana. Según la Real Academia Española, una mariconada es “una mala pasada, una acción malintencionada o indigna contra otro”. Otro que puede ser marica, maricón o “maricoide”. La denominación del otro molesta menos que la falta de respeto al otro. La Reina Sofía y el Papa Benedicto han faltado al respeto a los homosexuales. Han cometido contra ellos una acción malintencionada e indigna, una real y clerical mariconada.
La Reina “comprende y acepta que haya personas con otra tendencia sexual”. Da igual, las hay y son sus súbditos. Pero le molesta que se sientan orgullosos por su condición, se suban a carrozas y salgan en manifestaciones. La Reina comprende y acepta que haya “personas que quieren vivir juntas, vestirse de novios y casarse”. Da igual, las hay y son sus súbditos. Pero le molesta que la ley permita la unión entre personas del mismo sexo y “que a eso lo llamen matrimonio, porque no lo es”. Da igual, nueve de cada diez súbditos aprobaron una Constitución por la cual la forma política del Estado es la monarquía parlamentaria. El Parlamento legisla. La Reina reina, pero no gobierna. God Save The Queen.
El Papa Benedicto no quiere que haya curas homosexuales en su iglesia, aunque sean célibes y castos. Da igual, los hay y los habrá. El Papa acaba de dar su visto bueno a un documento sobre admisión de futuros curas en el que se les exige "un sentido positivo y estable de la propia identidad viril, relación de forma madura con otras personas, capacidad de corregirse, gusto por la belleza entendida como esplendor de la verdad y la capacidad de integrar su propia sexualidad en consideración a la obligación del celibato". Da igual, resulta absurdo un casting tan exigente cuando las vocaciones son cada vez más escasas. El Papa, aunque posee el don divino de la infalibilidad, se equivoca a menudo, sin embargo, los que no deben equivocarse demasiado son los rectores de los seminarios, quienes, si el Espíritu Santo no está por la labor de asesorarles, podrán recurrir a psicólogos para detectar "graves problemas de inmadurez, como fuerte dependencia afectiva, notable carencia de libertad en las relaciones, excesiva rigidez de carácter, falta de lealtad, identidad sexual incierta y tendencias homosexuales fuertemente radicadas". Da igual, entre los psicólogos también habrá homosexuales. El Papa advierte que "no basta asegurarse de la capacidad de abstenerse del ejercicio de la genitalidad, sino que es necesario también valorar la orientación sexual". Da igual, el problema no lo tiene el Papa con la orientación sexual de los curas gays, sino con la de los pederastas de sacristía. God Save The Church.

Adúlteros sin fronteras

miércoles, 29 de octubre de 2008

Los musulmanes somalíes lapidaron a Asha en Kismayu por adúltera. Los cinéfilos americanos premiaron a Meryl en Hollywood por adúltera. La vida amorosa de Asha fue dramática. La vida amorosa de Meryl en los puentes de Madison fue intensa. La ejecución de Asha, atada de pies y manos en la plaza de su pueblo, fue una tragedia. La relación de Meryl Streep con Clint Eastwood fue una película romántica, una novela cargada de emociones derivadas de su affaire tardío con un famoso e intrépido fotógrafo de la National Geographic, en lugar de su marido, un anónimo y aburrido granjero de Iowa.

El cine y la televisión muestran, para alabanza o escarnio, a cientos de adúlteros, famosos y anónimos. La historia está repleta de adúlteros oficiales: Diana de Gales, Carlos de Inglaterra, Bill Clinton, Napoleón, María Antonieta, Enrique VIII, Mesalina, Marco Antonio, Julio César, Alejandro Magno y hasta Zeus. En todo el mundo el adulterio ha sido socialmente practicado, moralmente criticado y judicialmente condenado, como delito y hasta con pena capital, sobre todo si era cometido por una mujer. En España fue despenalizado en 1978, en Argentina en 1995, en México en 2008, en Somalia aún hoy una acusación y unos supuestos testigos bastan para lapidar a una mujer y, de paso, matar a un niño del público con los disparos perdidos de unos guardias que abrieron fuego cuando un pariente de la adúltera intentó evitar el apedreamiento.

No sólo los musulmanes son fundamentalistas en cuanto al adulterio. Si hay unos mandamientos sobre los que ha insistido la jerarquía católica son el sexto, “no cometerás actos impuros”, y el noveno, “no consentirás pensamientos ni deseos impuros”; porque, como recalca el famoso jesuita Padre Loring, “el adulterio es ya una falta grave desde el momento mismo en que se desee deliberadamente, pues ya hay adulterio cuando hay infidelidad de corazón, cuando se pone a alguien por encima del propio consorte”. El adulterio “es uno de esos crímenes enormes que ya entre los judíos y los paganos era castigado con la pena de muerte”. El Padre Loring es todo un experto en adulterio, por eso sabe que “no se llega ordinariamente al adulterio de golpe, sino después de una serie de ligerezas, de imprudencias y de concesiones”, y sabe que “los pasos del adulterio pueden ser éstos: un marido absorbido por su trabajo; su mujer se siente sola; ella se encuentra casualmente con un hombre que resulta amable y atento; se deja llevar con la imaginación de lo que sería un matrimonio con este segundo hombre; una circunstancia ocasional y un beso furtivo con este segundo hombre; la necesidad de repetir este momento; después, el adulterio, una familia deshecha y puede que la condenación eterna”. Ellos al Purgatorio, ellas al Infierno directamente.

Según el Informe Janus sobre comportamiento sexual, treinta y cinco de cada cien hombres y veinticinco de cada cien mujeres confiesan haber cometido adulterio. Según Pittman, “la sociedad no puede hacer cumplir una regla que viola la mayoría de las personas; la infidelidad es tan común que ya no es una conducta desviada". Según el diccionario de la Real Academia Española, adulterio es un “ayuntamiento carnal voluntario entre una persona casada y otra de distinto sexo que no sea su cónyuge”. Por tanto, el Padre Loring debería advertir a Monseñor Rouco de que quizás en España no estén cometiendo adulterio los que mantengan relaciones homosexuales o lésbicas fuera del matrimonio.

Carta de Berlusconi a Aguirre

domingo, 26 de octubre de 2008



Carísima Esperanza:
Te resumo las medidas que hemos aprobado en materia de reforma educativa, para tu conocimiento y para que las apliques cuando seas Presidenta de España. Han sido concebidas por otra gran mujer de ultraderecha, mi ministra de Educación, Mariastella Gelmini, abogada calabresa de Forza Italia. Dado que el “decreto Gelmini” es perfecto, lo hemos aprobado en la Cámara de diputados, por la vía de urgencia, sin debate, porque yo impuse el voto de confianza.
La edad de escolarización obligatoria bajará de los dieciséis a los catorce años; ya se apañarán los jueces con los delincuentes juveniles. Las jornadas semanales en la escuela se reducirán a la mitad; ya se apañarán las abuelas con el tiempo libre de sus nietos. Las clases de primaria volverán a tener un maestro único; ya se buscarán la vida los gandules profesores de apoyo. Los niños usarán obligatoriamente mandilón; así se mantendrán el orden, la higiene y la igualdad entre los que deben ser iguales, es decir, los pobres. La nota de conducta se implantará como prioritaria; se prohibirá el paso de curso a los indisciplinados. La asignatura “Ciudadanía y Constitución” se impartirá en todos los cursos; te servirá de modelo para cuando sustituyas la “Educación para la Ciudadanía” impuesta por los rojos en tu nación. Los libros de texto van a estar digitalizados; se suprimirán esos arcaicos sistemas de préstamo y renovación gratuitos. Los centros se transformarán en fundaciones; en vez de institutos habrá institutrices. En definitiva, desmantelaremos la escuela pública y ahorraremos diez mil millones de euros, que podremos dedicar a la escuela privada o, mejor, a la televisión privada.
Como bien sabes, ya somos, según datos de la OCDE, el país desarrollado que menos dedica en sus presupuestos a educación, pero detraeremos todavía más fondos de este capítulo innecesario. Pagamos poco a los profesores, pero reduciremos noventa mil con la medida del maestro único. Tenemos un promedio de casi treinta niños por aula, pero la mitad de ellos son hijos de inmigrantes, para los que estamos estudiando la propuesta de la Liga Norte de hacerles exámenes de italiano, segregando a los que no alcancen el nivel; ya he declarado a mis medios de comunicación que "no es racismo, sino sentido común".
Por cierto, en una de las miles de manifestaciones contrarias a estas medidas, unos estudiantes Erasmus portaban una pancarta, en español, que no comprendí. Acláramela, por favor, a vuelta de correo. Decía: “Cuando las barbas de tu vecino veas pelar, pon las tuyas a remojar”.

Serás siempre mi Esperanza. Siempre tuyo, Silvio, tu Cavaliere.
Roma, 26 de octubre de 2008

Puro machismo

viernes, 24 de octubre de 2008

Puro machismo: elegir a Sarah Palin para un puesto de máxima responsabilidad en el país más poderoso del mundo es como ponerle pintalabios a un cerdo. Palin es atractiva, pero no me atrae. No me atrae como sex symbol de mujer madura. No me habría atraído hace veintitantos cuando ganó el concurso de Miss Wasilla, su pueblo, y quedó segunda en el concurso de Miss Alaska, su estado. Unos años antes, tampoco me habría atraído como adolescente en el instituto de Wasilla, donde era la capitana del equipo de baloncesto, apodada “Sarah barracuda”, por su pundonor y dureza.
En el plano político, no me habría atraído como alcaldesa de Wasilla. Accedió prometiendo, como siempre hacen los neoconservadores, reducción de gastos e impuestos. Acabó imponiendo tasas para financiar un polideportivo y una pista de hielo, echando a policías y funcionarios no sumisos y proponiendo a su suegra como sucesora. Palin probó de esa medicina de favores a la familia cuando el senador Murkowsky, elegido gobernador de Alaska, estuvo a punto de proponerla para sucederle en el escaño, pero prefirió dárselo a su propia hija; a cambio, le ofreció la Comisión de petróleo y gas de Alaska. Hace un par de años Palin le devolvió la jugada, ganándole las primarias republicanas; poco después, se convirtió en la primera, y más joven, gobernadora de Alaska.
Como gobernadora de Alaska, tampoco me habría atraído. Revanchas políticas, investigaciones federales, campañas de imagen en revistas de moda, enchufismo de columnistas afines, sospechosos contratos multimillonarios con multinacionales, subvenciones a las compañías eléctricas, amparo a empresas petrolíferas para la explotación de yacimientos en reservas naturales, lucha contra el cambio climático, defensa de los responsables del cambio climático, pleito contra la inclusión del oso polar en la lista de especies amenazadas, gestión populista (por ejemplo, tarjeta de débito para gasto energético), paternalismo estatal… en suma, Palin fue, más que una gobernadora, una marioneta del capital.
Como prototipo de mujer tradicional, no me atrae. Miembro de la Iglesia pentecostal, tras su infancia en la católica, es cristiana postdenominacional y cree que “nuestros líderes nacionales están enviando soldados a Irak a una misión que es de Dios”. Miembro de Feministas provida, es contraria al aborto y a los matrimonios de homosexuales. Miembro de la Asociación nacional del rifle, es cazadora y pescadora. Miembro de la típica familia de Alaska, se presenta como ama de casa de clase media, amante de su marido (empleado de la British Pretroleum, empresario y deportista), sus cinco hijos (incluidos un joven militar destinado a Irak y una adolescente madre soltera), sus hamburguesas de alce, su moto de nieve y su hidroavión.
Como candidata a la vicepresidencia de los Estados Unidos, no me atrae. Nueve semanas y media han bastado para demostrar que no ha dado la talla política. El partido republicano se ha gastado ciento cincuenta mil dólares en vestidos, complementos, polvos y cosméticos, en lujosas tiendas de Saint Louis o New York, para hacerla más atractiva. Al descubrirse el dispendio, sus asesores han salido al paso con el convincente argumento de que "está previsto que la ropa sea cedida a una organización caritativa después de la campaña".
Palin acude, especialmente mona, a entrevistas televisivas, para contestar a cuestiones básicas, como cuál es el papel de los vicepresidentes, a lo que responde que "los vicepresidentes tienen verdaderamente un supertrabajo, no solamente apoyan al presidente, son como compañeros de equipo del presidente, pero también se encargan del Senado de Estados Unidos; pueden realmente implicarse con los senadores e introducir muchas buenas reformas". Aunque se graduó en Ciencias Políticas por la Universidad de Idaho, el día que explicaron la separación de poderes no pudo asistir a clase, porque estaba cazando bisontes. Sin embargo, su fuerte es la política exterior. Preguntada en otra entrevista sobre las relaciones internacionales derivadas de la proximidad entre Rusia y Alaska, respondió que "nuestros vecinos en Alaska son dos países extranjeros... y cuando Putin entra en el espacio aéreo, lo primero que ve es Alaska".
Los habitantes de la Norteamérica profunda se sienten identificados con el lenguaje sencillo, popular y doméstico de Palin. Los humoristas de “Saturday Night Live” también. Palin es ya parodia y morbo. Pero, como decía Zsa Zsa Gabor, “una mujer sólo retrocede para coger carrerilla”. No debe subestimarse a una mujer que fue Miss Simpatía. Puro machismo.

Aborto a bordo

martes, 21 de octubre de 2008

¡Al abortaje! Marchando, una de piratas, que diría Serrat. El velero Menina, de la compañía Women on waves, bajo pabellón holandés, sin cañones por banda, viento en popa toda vela, surcó el Atlántico y el Mediterráneo, hasta atracar en el puerto de Valencia, para provocar conciencias, y partió luego a sólo dieciséis millas náuticas, para provocar abortos.
La arribada del barco abortista a Valencia formó parte de la primera campaña en España de la organización feminista Mujeres sobre las olas, con el fin de que se tome conciencia sobre la necesidad de cambiar una ley orgánica de hace más de treinta años, para equiparar la legislación española sobre el aborto a la de otros países europeos. Además de actos reivindicativos, fueron practicados abortos farmacológicos, en aguas internacionales y bajo jurisdicción holandesa, a mujeres que, dado su estado de gestación, no podrían haber interrumpido su embarazo sin la autorización de un psiquiatra que exige la ley española.
Pero, como cantaba Serrat, “no hay historia de piratas que tenga un final feliz; ni ellos ni la censura lo podrían permitir”. Más de treinta organizaciones feministas, políticas y sindicales recibieron con salvas al velero en la dársena levantina. Las autoridades conservadoras de la Generalitat valenciana pusieron trabas al amarre, alegando falta de permisos. La alcaldesa conservadora de Valencia, Doña Rita, manifestó su indignación en la cadena radiofónica de los obispos. Los activistas conservadores de la asociación de Jóvenes Provida intentaron impedir la operación cruzando dos lanchas al estilo de los de Greenpeace. Se ve que los conservadores valencianos prefieren los majestuosos veleros de la Copa América.

Mafia, amén

lunes, 20 de octubre de 2008

¿Diplomacia o “diplomafia”? Hay curas comprometidos con los problemas sociales, pero no están en el Vaticano. Allí no prima el compromiso cristiano, sino la diplomacia vaticana. Por eso, en su viaje por el sur de Italia, el papa Benedicto no ha condenado los asesinatos, las extorsiones, las amenazas, el contrabando, el tráfico de drogas o la explotación sexual de mujeres por parte de la principal “empresa local”; es más, no ha hecho referencia alguna a la violencia cotidiana ejercida por la camorra. Según la diplomacia vaticana, el Santo Padre no ha aludido a la mafia porque "el viaje tiene una dimensión estrictamente espiritual y sería una falta de respeto, por el hecho de que la mayoría de la gente de esta zona es honesta y no son miembros del crimen organizado". Efectivamente, la mafia es una organización de criminales, clandestina y siciliana. La curia es una organización de cardenales, apostólica y romana.

Memoria de elefante

sábado, 18 de octubre de 2008

Manuel Fraga, patriarca de la derecha española, ex ministro de Franco, ex presidente autonómico y actual senador, criticó la decisión del juez Garzón de investigar las desapariciones durante la guerra civil y la dictadura franquista. Manifestó que es “políticamente un error gravísimo resucitar los problemas que plantea toda guerra civil" y que es "un disparate que un señor se auto declare competente en un asunto en el que es muy discutible que tenga competencia nadie, puesto que ya hubo leyes de amnistía”. Garzón ha abierto la primera causa contra el régimen franquista. Es una cuestión de memoria histórica. Fraga es historia viva del antiguo régimen. Fraga es un elefante político. Fraga tiene una gran memoria. Fraga tiene una memoria de elefante.
Desde los romanos se cree que hay correlación entre la capacidad craneal y la capacidad memorística. A una gran cabeza le corresponde un gran cerebro y a un gran cerebro una gran memoria. El elefante tiene una gran cabeza. Fraga también. El elefante es un paquidermo, porque es un animal longevo, omnívoro, artiodáctilo, de piel gruesa y dura. Fraga no es artiodáctilo. No obstante, siempre hay que buscar la explicación empírica y no quedarse sólo en las analogías. Por ejemplo, tanto el elefante como Fraga por donde pasan lo arrasan todo, en las sabanas africanas o en las comarcas gallegas. El elefante lo hace porque, al consumir una dieta muy pobre en calorías, dedica tres cuartas partes de su tiempo a comer, engullendo todo lo que encuentra en su camino, preferentemente hierba. Fraga, también tragaldabas, devoró cientos de comilonas en su tierra natal, pero, al ser más omnívoro, diversificaba más la dieta, con productos del mar y de cuadra, preferentemente gratuitos y con denominación de origen.
La memoria le sirve al elefante para recordar las sendas de la comida y de los manantiales en la sabana. La memoria debería servir a Fraga para recordar las sendas de los represaliados y de los “paseados” en las aldeas gallegas. El elefante nunca olvida a quien le ha hecho daño. Fraga no debería olvidar a quien ha hecho daño. Ambos tienen una gran memoria social. El elefante trata de ayudar a sus congéneres heridos o enfermos y siente un profundo respeto por los difuntos. Fraga no por todos. Cuando un elefante muere, los demás miembros de su manada velan el cadáver, lo huelen y lo tocan. Durante años, en sus migraciones, las manadas prestan especial atención y reverencia a los restos en los cementerios de elefantes. Fraga prefiere rezar en el Valle de los caídos.
La gran memoria del elefante es discutible científicamente. Las versiones de Plinio el Viejo y de Darwin están superadas. Los elefantes tienen una gran capacidad para ciertas cosas, pero son torpes para otras. Fraga también. En la cabeza del elefante hay cinco kilos de cerebro y diez mil millones de neuronas. En la cabeza de Fraga hay menos de kilo y medio de cerebro y veinte mil millones de neuronas. En una cabeza más grande las neuronas están más espaciadas y los procesamientos cognitivos son más lentos. El elefante procesa más lento que Fraga. Fraga procesa más lento que Garzón. Seamos respetuosos con la ciencia… y con la justicia.

Pobres enredando

miércoles, 15 de octubre de 2008

La pobreza extrema se va a terminar en el mundo hacia el 2025, gracias a la red de redes. No lo predice un hechicero africano, observando las vísceras de un antílope al pie de una fogata en su miserable aldea de Níger, sino Jeffrey Sachs, experto catedrático, observando los datos de la pantalla de su ordenador en un confortable despacho de dirección del Instituto de la Tierra de la Universidad de Columbia. Este optimista, profesor de economía, desarrollo sostenible y administración de políticas sanitarias, publicó un libro de referencia, bajo el expresivo título: “El fin de la pobreza”. Quien se lo imagine como un intelectual que simplemente elucubra en su despacho se equivoca. En 2005 la revista “Times” lo incluyó entre los cien hombres más influyentes del mundo. Asesor especial de Kofi Annan en las Naciones Unidas, director del proyecto “Objetivos del Milenio”, promotor de modelos de desarrollo rural en países africanos, activista contra el sida, la malaria o el cambio climático, en suma, no es un ratón de biblioteca, ni un internauta compulsivo.
Sachs adora al becerro de oro de la tecnología digital. Cree en el poder revolucionario de la telefonía móvil y la red, como instrumentos para romper el aislamiento de los países pobres, las regiones marginales y las comunidades rurales. Confía en que las propias leyes del mercado capitalista acorten el desfase digital entre ricos y pobres. Cree que el acceso al móvil cuesta tan poco por unidad de transmisión de datos que los más de tres mil millones de abonados van a multiplicarse. Confía en que se mejore e incremente la tecnología de los sistemas inalámbricos que conectan los móviles con los ordenadores personales. Cree en la expansión de la banca electrónica incluso por los países pobres del sur africano o asiático. Confía en la colaboración entre el sector público y el sector privado a la hora de la apuesta digital. Cree en el cooperativismo mercantil entre los productores de alimentos en países pobres, mediante la conexión digital directa con los minoristas de la distribución, que les permita garantizar precios razonables. Confía en el papel de las redes sociales entre ricos y pobres. Cree y confía.
No seré yo quien le discuta a Sachs si el desfase digital se está acortando o no. Sin embargo, un simple repaso a las estadísticas de los indicadores de desarrollo humano de los sucesivos informes de la ONU permite comprobar que la brecha entre ricos y pobres se está agrandando. Si se añaden la hambruna, la catástrofe natural periódica, el efecto del cambio climático, la crisis energética, la crisis en la producción de alimentos, el sida, la droga, el tráfico de personas, la guerra y la violencia cotidiana en muchos países pobres, cuesta creer que sus habitantes puedan estar pendientes de la innovación tecnológica. No obstante, cada vez son más los pobres que están en la red, unos enredados, otros enredando. Pero ¡ojo!, porque, como decía Voltaire, “si los pobres empiezan a razonar, todo está perdido”; aunque Voltaire, a diferencia de Sachs, no tenía ordenador, ni móvil.

Bancarrota

domingo, 12 de octubre de 2008

Bancarrota podría ser el nombre de un indio navajo hoy integrado como exótico ejecutivo bien pagado en un gran banco de Manhattan. Sin embargo, bancarrota es ahora el nombre del descrédito del sistema financiero norteamericano. Bancarrota, descrédito, crisis. Crisis del sistema financiero, no crisis del sistema capitalista, como quieren ver algunos utópicos. No habrá nacionalizaciones masivas, ni los Estados Unidos van a perder la hegemonía mundial tras esta crisis. Como señala Noam Chomsky, “Estados Unidos tiene enormes ventajas. En cuanto a poder militar, probablemente supera a todo el resto del mundo junto. Es el único país que tiene un sistema militar en todo el planeta. Está más o menos emparejado económicamente con Europa, pero es homogéneo y está unificado”.
Actualmente, y por un tiempo que pocos se atreven a pronosticar, sufrimos una crisis derivada de la liberalización y del laissez faire de la banca en los Estados Unidos durante las últimas décadas. No obstante, ya en el siglo XIX Mark Twain avisaba a los norteamericanos de que “un banquero es un señor que nos presta un paraguas cuando hace sol y nos lo quita cuando empieza a llover”. Puestos a buscar referencias literarias sobre los excesos monetarios de los liberales, hasta el propio Cervantes avisaba en el siglo XVI de que “siempre los ricos que dan en liberales hallan quien canonice sus desafueros y califique por buenos sus malos gustos”; por ejemplo, Bush o Aznar; y es que, como decía Oscar Wilde, “un tonto nunca se repone de un éxito”. Yo pensaba que lo de la aldea global tenía que ver con la universalización de la información, la producción, la inversión, la investigación, la innovación y el desarrollo. Y resulta que quizás lo de la aldea global tenga más que ver con que estamos globalmente gobernados por aldeanos. ¡Qué Bancarrota, Manirroto y Manitú nos amparen!

Infierno calentito

sábado, 11 de octubre de 2008

Según palabra del Papa Benedicto, por tanto palabra de Dios, “el infierno existe y no está vacío”. Benedicto asegura, y, como es infalible, no se equivoca, que el infierno es un lugar concreto, corrigiendo así a su antecesor, pues, según palabra del Papa Wojtila, por tanto también palabra de Dios, “el infierno no es un lugar, sino la situación de quien se aparta del Santísimo”. No sé cuál es más infalible de los dos papas. En cualquier caso, según el Papa Benedicto, que es el actual gerente del infierno y el que sabe qué prestaciones ofrece, el infierno es un sitio lleno de gente castigada y equipado con los enseres imprescindibles para llevar una merecida mala vida después de la muerte. Benedicto ni siquiera se ha dejado influir por la doctrina del infierno vacío, minimalista, promovida por su amigo el teólogo suizo Urs Von Baltasar.
Benedicto ya ha advertido a todos, incluidos los del discurso blandito frente a la doctrina católica, apostólica y romana, de que no se piensen que la salvación es gratuita, universal e inmediata, como la sanidad española. En el Juicio Final habrá destinados al cielo y condenados al infierno. Además, según palabra de Benedicto, por tanto palabra de Dios, "el infierno, del que se habla poco en este tiempo, existe y es eterno". Si te toca, es para siempre. Antes lo teníamos claro. Existía el purgatorio, lugar de tránsito y purificación, al que acudían al final de sus días terrenales, entre otros, mediopensionistas, centristas y algunos socialdemócratas. Existía el infierno, lugar en el que acababan, por ejemplo, socialistas y rojos en general.
Asumiendo mi condición de firme candidato al infierno, me preocupa su ambiente, concretamente, las altas temperaturas. Soporto bien el calor de una isla caribeña y hasta la sofocante brisa carioca, pero me temo que en el infierno hace un calor sahariano. Supongo que no tengo elección y que la cosa no tiene arreglo económico. Pienso, como Borges, que es mejor creer que Dios no admite sobornos. Me quedaba la esperanza de que el cambio climático afectase también al infierno. Elevada consulta a un experto, me ha informado de que el cambio climático aumentará todavía más las temperaturas allí. Para los curiosos: el experto es el primo de Rajoy.

Diecisiete chinos

miércoles, 8 de octubre de 2008

Concretamente, diecisiete chinos musulmanes en Cuba. Es la globalización. En los manuales de Geografía de hace unos años, los chinos, los musulmanes y los cubanos formaban parte de ámbitos territoriales, económicos y culturales alejados y aislados. Guantánamo los ha unido. Diecisiete chinos musulmanes fueron capturados en Pakistán y Afganistán en 2001 por ser considerados “combatientes enemigos”, pues suponían un grave riesgo para la seguridad de los USA. Diecisiete chinos musulmanes fueron encerrados y maltratados en la cárcel militar de Guantánamo entre 2001 y 2004, a pesar de que la Constitución norteamericana prohíbe las detenciones indefinidas sin cargos. Diecisiete chinos musulmanes fueron retenidos en la base naval entre 2004 y 2008, a pesar de la falta de pruebas en su contra y de que el Pentágono ya no los consideraba “combatientes enemigos”. Diecisiete chinos musulmanes fueron declarados inocentes por un juez federal estadounidense y fueron liberados en 2008, a pesar de que Bush hubiese cuestionado la autoridad de los jueces para dictaminar estas liberaciones. Diecisiete chinos musulmanes no encuentran un país que les de asilo; si fuesen devueltos a China, podrían ser torturados, porque son de la minoría uigur; si fuesen acogidos por otro país, éste podría sufrir represalias de China; si fuesen soltados en los USA, las comunidades musulmanas les ofrecerían cobijo. No importa, son sólo diecisiete chinos; hay mil trescientos millones de chinos más.

Los huevos de Cuba

domingo, 5 de octubre de 2008

Antes en Cuba había muchos huevos. Ahora en Cuba hay pocos huevos. Los huevos aportan proteínas básicas en la dieta de subsistencia de los cubanos. Arroz a la cubana: arroz, tomate frito, cebolla, ajo, aceite, sal y un par de huevos. Las gallinas cubanas ya no ponen huevos, porque sufren estrés después del paso de Gustav. Faltan huevos por el huracán. Faltan huevos por el bloqueo. Faltan huevos y faltan muchos otros alimentos. El gobierno bloqueado toma medidas. Fija o “topa” el precio máximo de una serie de alimentos en el mercado libre. Garantiza, hasta donde puede, el suministro de algunos alimentos básicos a precios subsidiados, mediante cartilla de racionamiento. Castiga a los vendedores de alimentos en el mercado negro. Adelanta el proceso de entrega de tierras incultas a particulares. Informa a la ONU de los efectos concretos del bloqueo comercial y financiero del gobierno conservador de los Estados Unidos sobre la producción de alimentos en Cuba. Rechaza la hipócrita ayuda humanitaria de sus vecinos del norte. Las gallinas cubanas tienen estrés, los cubanos no.

Mano de santo

jueves, 2 de octubre de 2008

Mano de santo, dícese de un remedio muy eficaz. Zapatero y Rajoy han llegado al acuerdo de colocar al frente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo a un beato, candidato futuro a santo, San Dívar. El Presidente del Gobierno anunció la designación antes de que se reuniesen los vocales de dicho órgano, quienes, no obstante, le votaron luego por unanimidad.
Las virtudes que le adornan son: su discreción, su humildad, su prudencia, su ecuanimidad, su abnegada dedicación al trabajo, su inmaculada trayectoria profesional, su defensa de la independencia del poder judicial, su no adscripción a asociación judicial alguna, su adecuación a la plaza, su perfil institucional, su capacidad para pergeñar consensos, su talante conciliador, su neutralidad, su profunda convicción religiosa, su tradicional pensamiento católico, su celibato, su misa diaria… Virtudes que se resumen en una: su amor a la justicia, a Dios y al prójimo, como a sí mismo.
No es un prestigioso jurista, salvo para el prestigioso portavoz de justicia del Partido Popular, Don Federico Trillo. No ha impartido conferencias relevantes, salvo una en el arzobispado de Madrid sobre “el testimonio cristiano en la vida pública”. No se le conocen publicaciones relevantes sobre jurisprudencia, salvo que se consideren tales artículos en la revista de la Hermandad del Valle de los Caídos sobre la relación entre la justicia y el pensamiento de algún Papa. No ha dictado sentencias relevantes, salvo que se consideren tales las instrucciones de numerosos casos sobre crimen organizado, terrorismo o narcotráfico en la Audiencia Nacional.
Los conservadores, sean jueces, registradores de la propiedad o peones camineros, están encantados con este nombramiento sobrevenido. En el Consejo General del Poder Judicial habrá veinte vocales: nueve socialistas, nueve populares y dos nacionalistas (de la derecha catalana y vasca). El órgano se “despolitiza”, es decir, presenta un predominio absoluto de la derecha. Por si acaso, tendrá como Vicepresidente a Fernando de Rosa, ex Consejero de Justicia del popular gobierno autónomo de Valencia. El Presidente será el que desempate, con su voto de calidad y la inspiración divina, si fuera preciso.
Como bien dice San Dívar: "sólo en amar a Cristo y hacerle amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia". Cierto es, porque, como bien dice Santa Teresa de Jesús: “quien a Dios tiene, nada le falta; sólo Dios basta”. Aunque, como bien dice Perich: “la religión sirve para ayudarnos y consolarnos ante unos problemas que no tendríamos si no existiese la religión”. Amén.

Simplemente Newman

domingo, 28 de septiembre de 2008

Seducción, pitillo, el buscavidas, perdedor, marcado por el odio, magnetismo, elegancia, fidelidad, el golpe, sonrisa, ironía, jugador, el color del dinero, icono sexual, la ciudad frente a mí, rebeldía, la leyenda del indomable, padre, drogas, Harry e hijo, amistad, velocidad, carreras, dulce pájaro de juventud, digna vejez, cáncer, camino a la perdición: Paul Newman. Todas ellas quisieron ser contigo gatas sobre tejados de zinc. Todos ellos quisieron ser un tercero, contigo y Redford, en dos hombre y un destino.
Esas cualidades podían ser resultado de lo bien que te habías aprendido el método de interpretación del Actors Studio. Pero, un tipo capaz de prescindir del glamour de Hollywood, de montar empresas multimillonarias con fines benéficos, de crear centros para la rehabilitación de drogadictos, de implicarse en la lucha por los derechos humanos, de oponerse públicamente a la Guerra de Vietnam, de enfrentarse a presidentes republicanos corruptos y de luchar para cambiar las cosas desde dentro del sistema, siempre con clase y discreción, se merece un laico réquiem de admiración en este rincón político.
Víctor Hugo, si hubiese visto tus películas, habría dicho aquello de que “en los ojos del joven arde la llama y en los del viejo brilla la luz”. Tu mirada azul, querido Paul, ha iluminado mi juventud e iluminará mi vejez.

Pasarlas putas

miércoles, 24 de septiembre de 2008


Eufemismos los justos. Prostitutas no, putas. Trabajadoras del sexo no, mercancías sexuales. Vicio y pecado no, hambre y droga. Feminización de la pobreza no, explotación de la mujer pobre. Hembras exóticas no, inmigrantes violadas. Trata de blancas no, tráfico de esclavas. Negocio no, mafia. Clientes no, machos en celo. Liberación no, secuestro. Maquillajes urbanos no, derechos humanos. Regulación laboral no, cambio laboral. Abolición sí.
El Gobierno socialista prepara un plan integral de lucha contra la prostitución. Otros, más cuanto más reaccionarios, optan por callarse como putas. Asumen que es el trabajo más antiguo del mundo y, como tal, necesario. Asumen que la mayoría de las putas lo son porque quieren, cuando casi todas son inmigrantes y víctimas de las mafias, que les quitan sus papeles, las extorsionan y amenazan a sus familias en el país de origen. Algunos progresistas, bien intencionados, demandan que a las putas se les aplique el Estatuto de los Trabajadores, como si se tratase de trabajadoras libres que eligen el oficio, aunque no las condiciones.
La legislación europea sobre la cuestión es variada. En más de la mitad de los países la prostitución está prohibida y se penaliza a putas, chulos y clientes. En algunos países las putas con papeles disponen de atención sanitaria y ciertos derechos laborales. En Suecia se multa sólo a los clientes. En Italia acaba de prohibirse que las putas ejerzan en la calle, con lo que volverán a los burdeles, prohibidos formalmente desde mediados del siglo pasado. En España las putas trabajan sin saber si su trabajo es legal o ilegal, en un nimbo de no intervencionismo de los poderes públicos.
El plan integral del Gobierno socialista implica precisamente intervención, para llegar a la abolición. Se van a implantar medidas cuyos objetivos no son fáciles de cumplir. Proponer a las putas que, tras un mes de reflexión, denuncien a los mafiosos que las explotan, a cambio de garantías jurídicas, seguridad física y ayuda económica, puede no ser suficiente frente a las amenazas a que se ven sometidas ellas y sus familias. Formar a los policías para que cambien su concepto de las putas llevará tiempo. Sensibilizar a una sociedad machista sobre la condición de víctimas de las putas no va a ser sencillo. Impedir el tráfico de esclavas en los países de origen va a ser todavía más difícil. A ver si nos enteramos de una puta vez que las putas no viven de puta madre, sino que las pasan muy putas.

Aborto a plazos

domingo, 21 de septiembre de 2008

El debate no es si una nueva ley del aborto responde o no a una demanda social, como repiten los conservadores. Lo importante es comprobar que la ley actual está desfasada. Para los más reaccionarios no es suficiente que, según un sondeo de Metroscopia, dos tercios de los españoles demandemos una ley de plazos. La gente no debate sobre este tema cada vez que toma café, pero toda mujer que ha de enfrentarse a la situación traumática de abortar merece el apoyo legal y, sobre todo, social. Y los médicos también.
Por fin, en el plano político, tenemos una suma sin complejos de populares y convergentes frente a un asunto en el que preferían no entrar desde 1985. Por fin, tenemos un acuerdo, el primero de la legislatura, entre socialistas y comunistas. Por fin, tenemos un giro a la izquierda, que quizás evite espantadas como aquéllas de ciertos próceres, aparentemente progresistas, a la hora de votar la ampliación de supuestos. Por fin, descartamos el imposible consenso con los conservadores.
En España el aborto es delito salvo en tres supuestos. Primero, violación denunciada. Segundo, graves taras físicas o psíquicas del feto, previo dictamen de dos especialistas. Tercero, grave peligro para la vida o para la salud física o psíquica de la madre, con el informe de un médico distinto al que practicará el aborto. En la violación y en la malformación fetal hay plazos: doce semanas para el primer supuesto y veintidós para el segundo. No hay plazo para el tercer supuesto.
La cuestión de los plazos está provocando situaciones dramáticas. Las malformaciones fetales a menudo son descubiertas después del plazo previsto para el segundo supuesto. Cuando es así, la ley obliga a que la madre concluya con su embarazo traumático. Si tiene suerte, hallará un médico sensible que dictamine un grave peligro para su salud psíquica, y podrá abortar. Más del 95% de los abortos están amparados en este tercer supuesto. Supuesto susceptible de interpretaciones e inseguridades jurídicas y médicas.
Toca ya una ley de plazos como la que hay en muchos países europeos. Por ejemplo, con la posibilidad de abortar hasta las doce semanas y a partir de ellas con unos supuestos mejor regulados. No hay que tener miedo a la capacidad de las mujeres para controlar su maternidad. Hay que darles a las adolescentes educación sexual y acceso fácil a la anticoncepción. En Holanda tienen la legislación menos restrictiva y tienen menos abortos voluntarios.

Sarkozy, Sarko no

domingo, 14 de septiembre de 2008

Carla, no los sigas. Francia, no los sigas. Aunque Sarkozy se crea el papel de canónigo honorario de San Juan de Letrán, por herencia del rey francés desde tiempos de Enrique IV, Sarko no es Nicolás XVI, ni la República de Francia debe pleitesía al Estado Pontificio del Vaticano.
Es ridículo ver al presidente del país del la laicidad inclinándose sumiso, al pie de la escalerilla del avión, ante el Papa de la Inquisición. Es anacrónico verle defendiendo las raíces cristianas de Europa. Es indignante verle reprimiendo, desde un púlpito, con pálpito, a los gobiernos democráticos “intrascendentes”, “relativistas”, “zapateriles”, por cuestionar el papel de la Iglesia en la vida pública y por abocar a su pueblo a la senda del pecado. Es patético verle proponiendo la sustitución de maestros por curas para enseñar valores.
Más papista que el Papa, Sarkozy se ha inventado el “laicismo positivo”. Positivo para los creyentes católicos más fervientes, más reaccionarios y más fundamentalistas, o sea, menos laicos, es decir, menos reflexivos, esto es, menos demócratas. En nombre de la patria y del protagonismo no vale todo. No, Sarko, no. Carla, por favor, sigue pecando; pero, mejor con otros. A éstos no los sigas.

Eutanasia Consulting

domingo, 7 de septiembre de 2008

¿Eutanasia Consulting? Aunque el término correcto es “consultoría”, en el internacionalizado ámbito de la gestión resulta más fácil publicitar un “consulting”. No obstante, la gestión del dolor ante la muerte es difícil de encajar en la economía de mercado y difícil de vender. La muerte digna no es sólo cuestión de gestión; es, sobre todo, cuestión de ideología.
El Partido Socialista en su último congreso federal se ha propuesto dar un paso más en las estrategias de cuidados paliativos de los enfermos terminales. Para ello está la aplicación de la Ley de autonomía del paciente, quien decide mediante el testamento vital si desea o no seguir sometido a ciertos tratamientos que prolongan su mala vida. La asistencia a domicilio de los enfermos es gestión. La formación de los profesionales que han de cuidarlos es gestión. El otorgar al enfermo el derecho de propiedad de su cuerpo es ideología. Es más, como indica Bernat Soria, ministro de Sanidad y Consumo, “eso es ideología socialista”, ya que se respeta la opción del ciudadano a no verse sometido a un esfuerzo terapéutico en contra de su voluntad. La reflexión sobre el suicidio asistido está abierta, a partir de la ideología. Los cambios imprescindibles en el Código Penal corresponden ya a la gestión. La búsqueda de consensos posibles, con otros grupos políticos y agentes sociales, o imposibles, con los conservadores y los obispos, corresponden ya a la escenografía democrática.
A los miembros de un Gobierno no sólo cabe exigirles buena gestión. Ellos no son gestores, son políticos. Cabe exigirles que apliquen la ideología del partido político al que han votado los ciudadanos para que les gobiernen. Como decía Indira Gandhi, “hay que vigilar a los ministros que no pueden hacer nada sin dinero y a aquellos que quieren hacerlo todo sólo con dinero”. Bien, Bernat.

Progre español

lunes, 1 de septiembre de 2008

Los socialistas gallegos han venido criticando, con moderación, a Anxo Quintana, vicepresidente de la Xunta de Galicia y portavoz del Bloque Nacionalista Galego, por su tendencia a organizar fiestas y ágapes para ancianos, prolongando la estrategia de captación del voto mediante ternura lacrimógena, ambientada con viandas y música con denominación de origen, por la cual quizás pague derechos de autor a Manuel Fraga, anterior presidente autonómico, inventor de condumios, piscolabis, manducas, “bandulladas” y “enchentas”, objeto entonces de vilipendio por parte de los nacionalistas. Quintana ha respondido con dos argumentos poco convincentes y mal hilvanados: “acaso los mayores no se merecen pasarlo bien” y, además, “yo no soy un progre español” (sic).
En lo primero, coincido con Quintana, pero coincido más con Renard en que la vejez existe cuando se empieza a decir “nunca me he sentido tan joven”. Los viejos lo que merecen es, sobre todo, respeto.
En lo segundo, discrepo de Quintana, tal vez porque yo sí soy un progre español. Conviene acudir al significado de las palabras. Según el Diccionario de la Real Academia Española, dícese progresista de la persona con ideas avanzadas, así como de la actitud que esto entraña, y dícese español del individuo natural de España o con nacionalidad española. Asumo ambas condiciones. Desconozco si Quintana, habiendo nacido en Allariz (Ourense, Galicia, España), ha renunciado expresamente a la segunda, para lo cual se precisan documentos. Debo entender que tampoco asume la primera, para lo cual basta con su propia afirmación y ciertas actuaciones anacrónicas.
Parafraseando al sarcástico Oscar Wilde, le diría aquello de “discúlpeme, señor Quintana, no le había reconocido: he cambiado mucho”. Admiré el progresismo del otrora alcalde de Allariz, quien, entre 1991 y 2000, lideró un avance social en la villa que fue más allá de una innovadora y premiada gestión municipal. Me sorprende que renuncie a ser español quien nació en España, vivió siempre en España, fue senador, por designación, en el Senado de España, y es vicepresidente de un Gobierno autonómico, parte importante del Estado español, que debería estar agradecido por el tratamiento que reciben él, personalmente, y sus paisanos, colectivamente, del actual Gobierno estatal en razón de la justa, y progresista, solidaridad entre territorios y ciudadanos españoles.
Es difícil ser a la vez progresista y nacionalista, aunque quizás Quintana pueda evolucionar, porque, como decía Einstein, “el nacionalismo es una enfermedad infantil; es el sarampión de la humanidad”. El sarampión es pasajero, pero… ¿hay sarampión crónico?

Rajoy o Woody Allen

sábado, 30 de agosto de 2008


España está en crisis. La crisis es una crisis económica. Zapatero no sabe de economía. Rajoy es un experto en economía. Zapatero debería nombrar a Rajoy ministro de economía. La oposición no tendría jefe. No habría oposición. No habría crispación. En España ya no habría crisis. Y es que, como decía Voltaire, “si los pobres empiezan a razonar, todo está perdido”.
Parece una secuencia ilusiva; pero, busquemos argumentos concretos que la justifiquen; porque la crisis no es algo abstracto. Por ejemplo, uno de los factores de su génesis es la financiación autonómica. Zapatero, como no sabe qué es economía y qué es España, no sabe cómo resolver el lío en que se ha metido al apoyar el Estatuto catalán y no haber calculado su repercusión en el desajuste financiero entre Comunidades Autónomas. Zapatero no sabe, pero Rajoy sí. Y lo resolverá como hacen los premios Nobel en economía, con un modelo simple. Para que se entienda, transcribo sus sabias y sintéticas palabras en una entrevista a “La Opinión” (30-08-2008):

Periodista: “¿Y cuál es el modelo de financiación autonómica del PP?”

Rajoy: “Tiene que ser aprobado por unanimidad y que garantice la igualdad de todos los españoles, vivan donde vivan, a la hora de recibir la atención de los servicios públicos. No debe suponer un aumento de impuestos y no debe reducir el Estado a la nada, porque el Estado tiene la obligación de garantizar la solidaridad y la cohesión territorial. Sería bueno que el Gobierno y su presidente, que se ha negado a comparecer en las Cortes, diesen alguna explicación, porque el problema lo han creado ellos en solitario.”

Periodista: “¿Cómo explicaría a un gallego que le perjudica el Estatuto catalán y el modelo de financiación que promueven la mayoría de los partidos catalanes?”

Rajoy: “A la hora de repartir los recursos el criterio que debe primar es el de la población. Andalucía, que tiene 8 millones de habitantes, tiene que recibir más dinero que La Rioja, que tiene 300.000. Eso lo entiende cualquier persona. Pero hay que tener en cuenta otros criterios, como el envejecimiento. Una región donde viven más personas de 70 años necesitará más dinero para sanidad que una población donde la media está en 20. También hay que ponderar la dispersión de la población. No es igual dar servicios a 50.000 personas que viven en un núcleo urbano que a 50.000 que están diseminadas a lo largo de un extenso territorio, como es el caso de Galicia. Y hay que considerar la insularidad. La justicia deriva fundamentalmente de la unanimidad. Puede no ser un modelo que guste a todos al cien por ciento, pero debe ser aceptable por todos.”

Zapatero, ¡cuánto antes, echa a Solbes y nombra a Mariano ministro de economía y hacienda! La economía es menos compleja de lo que la gente cree. Para Rajoy se resume en el axioma de que todos los pobres son iguales ante la ley. Si no acepta, propónselo a Woody Allen, quien de pequeño quiso tener un perro, pero sus padres eran pobres y sólo pudieron comprarle una hormiga.

Yes, God can

martes, 19 de agosto de 2008

Desde Washington, Mónica Belaza enviaba una excelente crónica sobre los candidatos a la Casa Blanca hablando de sus convicciones y sus pecados ante los fieles de una iglesia evangélica (“El voto de la religión sí importa”, El País, 18-08-2008). Dicha crónica es transcrita a continuación, con mínimas sustituciones: Estados Unidos por España, Obama por Zapatero, McCain por Rajoy, reverendo Rick Warren por cardenal Rouco Varela, George Bush por José María Aznar, evangélica por católica, macroiglesia de Saddleback (Orange County, California) por catedral de La Almudena (Madrid), demócrata por socialdemócrata, republicano por conservador, senador por Arizona por diputado por Pontevedra y veterano de Vietnam por cabo furriel.

“La religión en España importa. Tanto, que los votantes quieren tener claras las cuestiones de fe de los candidatos a la presidencia antes de acudir a las urnas. Así que sobre la fe y otros espinosos temas morales hablaron la noche del sábado el socialdemócrata Zapatero, de quien algunos sectores ultraconservadores han dicho en las últimas semanas que es musulmán, y el conservador Rajoy. La cita era con el cardenal Rouco Varela en la catedral de La Almudena (Madrid), ante un auditorio de 2.200 personas, en una de las regiones más conservadoras del país. Hablaron por separado, durante una hora cada uno, con el pastor católico. Cuando entraba Rajoy y salía Zapatero se saludaron con un afable apretón de manos y un leve abrazo: era su primera comparecencia conjunta en la campaña.
No lo tenía fácil Zapatero para ganarse la simpatía del público de la iglesia del cardenal Rouco ni del electorado conservador católico en general. Sus opiniones sobre el aborto, las células madre o los jueces conservadores del Tribunal Supremo le hacían salir en una posición de desventaja absoluta. Y, sin embargo, el candidato socialdemócrata pareció cómodo en sus respuestas, muchas de las cuales fueron muy aplaudidas por la concurrencia. Zapatero no parece tener problema alguno para hablar de su experiencia religiosa, de su fe cristiana o de su relación con Dios, y, ante las preguntas más complicadas, acudió a los matices, a la complejidad de los problemas. Sobre el aborto, por ejemplo, a pesar de manifestarse a favor, con limitaciones, y de decir que él no podía determinar cuándo un feto empieza a tener derechos, hizo hincapié en la necesidad de controlar los embarazos no deseados, algo por lo que, a su juicio, Aznar no hizo nada durante sus ocho años de mandato.
El veterano diputado por Pontevedra, Mariano Rajoy, tenía otra misión: despejar dudas sobre su compromiso con los valores cristianos. Al contrario que Zapatero, Rajoy no parece encontrarse del todo a gusto cuando habla de su propia fe, pero el sábado ejecutó a la perfección su tarea: dio respuestas claras, concisas y sin matices. Respondió, ante las preguntas de Rouco Varela, precisamente lo que el auditorio quería oír de un candidato conservador, y obtuvo encendidos aplausos ¿Cuándo empieza la vida de un niño? "En el momento de la concepción", dijo ¿Cuál es su posición sobre el aborto? "Seré un presidente pro-vida" ¿Qué es el matrimonio? "Una unión entre un hombre y una mujer". A esta última pregunta el candidato socialdemócrata había respondido lo mismo, pero, una vez más, con matices: pronunciándose a favor de las uniones civiles para no restringir derechos, para que un homosexual pueda visitar a su pareja en el hospital, por ejemplo. El único tema en el que Rajoy no satisfizo enteramente a su público fue el de las células madre, cuando reconoció estar a favor de que se investigue con ellas.
Pero los candidatos no sólo hablaron de cuestiones sobre las que hay que legislar. El encuentro fue también una especie de confesionario en el que definir su relación con Dios y reconocer algunos pecados. Ambos fueron preguntados sobre su mayor fracaso moral. Zapatero se arrepintió de haber tomado alcohol y drogas en su juventud, lo que achacó al egoísmo propio de esa edad. Rajoy lo que más lamentó fue no haber conseguido llevar adelante su primer matrimonio, tema que raramente aborda. También tuvieron que pronunciarse sobre el "demonio". Sobre si existe o no. Y sus respuestas fueron muy reveladoras. Zapatero dijo verlo en el conflicto de Darfur, pero también en las calles de las ciudades norteamericanas. Dijo que había que atacar al mal con toda la fuerza, siendo "soldados de Dios", pero también con humildad, sabiendo que el ser humano no conseguiría erradicarlo de la faz de la tierra. Rajoy, una vez más, fue contundente y conciso. Con un gesto de extrema gravedad afirmó que se puede derrotar al demonio, encarnado ahora en la figura de Osama Bin Laden, y que él sabía cómo hacerlo. En un discurso no muy lejano del que sostiene el anterior presidente, José María Aznar, el "mal" está, fundamentalmente, fuera de las fronteras del país. Las referencias a la Seguridad Nacional fueron una constante a lo largo de la intervención del candidato conservador.
La actitud de ambos fue muy distinta. Mientras Zapatero conversaba con Rouco, un conocido pastor con ventas millonarias de libros, y se dirigía a él mirándole a los ojos, Rajoy hablaba para el público, miraba a los electores, a sus electores. Para acercarse a ellos el candidato conservador usó las historias, las anécdotas personales, su pasado como cabo furriel, las torturas sufridas y cómo la fe le ayudó a sobrellevarlas. Habló más de su espiritualidad de lo que lo había hecho hasta ahora. Y, en un país que ama la narración de historias como pocos, le funcionó.
El 78% de los conservadores católicos apoyaron a Aznar en 2002. Que ahora voten a alguien como Zapatero es más que improbable y esas eran las bases del encuentro del sábado. Pero los analistas, que coinciden en el buen papel que hizo Rajoy convenciendo a los suyos de la firmeza de sus principios conservadores, señalan también que un Zapatero tranquilo y moderado ha logrado, al menos, dejar claro que no es un radical de izquierdas sino un cristiano consciente de los dilemas morales que, en este país especialmente, deben resolverse cuando se hace política. Y eso ya es bastante, especialmente en un momento en el que las encuestas ven una cierta indecisión en los jóvenes católicos, que podrían dejar, por primera vez, de votar casi unánimemente al partido conservador.”

¡Menos mal que Spain is different!